El Ayuntamiento celebra la reintroducción de 20 cercetas pardillas en el Complejo Lagunar de Alcázar

Se suman al total de 106 que ya se han reintroducido en el entorno natural alcazareño

En una soleada mañana, el Complejo Lagunar de Alcázar de San Juan ha sido el escenario de la suelta de un total de 20 ejemplares de cercetas pardillas. Una veintena de ejemplares de este ánade, actualmente en peligro de extinción, que se suman al total de 106 que ya se han reintroducido en el entorno natural alcazareño con la ayuda de la Consejería de Desarrollo Sostenible de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha.

La delegada provincial de Agricultura y concejala Amparo Bremard, ha asistido junto al concejal Pedro Noblejas para presenciar y poner en valor esta iniciativa en la que ha estado también presente el alumnado de 1º de la ESO del I.E.S. Juan Bosco, que en este momento están estudiando la composición del agua del complejo lagunar.

De los 20 ejemplares que se han soltado hoy, hay seis que llevan incorporados un sistema de radiocontrol que permite que se pueda realizar un seguimiento de su actividad. Una tecnología utilizada en otras sueltas y gracias a la que, tal y como ha explicado Bremard, se disponen de los suficientes datos como para afirmar que las cercetas pardillas actualmente están criando, motivo de celebración tanto para el gobierno local como para el regional. Para seguir fomentando dicha labor, se han puesto una serie de jaulas nido que contribuyen enormemente a incentivar la cría. 

Asimismo, la delegada provincial ha querido poner en valor el convenio que la Consejería tiene con el Ayuntamiento de Alcázar de San Juan con el objetivo de mejorar las condiciones tanto de La Veguilla como de la Lagunilla aneja, todo ello con el foco puesto en que este ánade en peligro de extinción pueda desarrollarse y pueda criarse en este entorno: «Se están dando pasos muy importantes para la recuperación y preservación de nuestro patrimonio, que también es la biodiversidad, fomentando la reintroducción de estas especies que siempre han sido nuestras», concluía Bremard. 

Comentarios