InicioRegiónPuy du Fou se integra en el proyecto del Vivero Histórico de...

Para apoyar la riqueza botánica histórica de Toledo

Puy du Fou se integra en el proyecto del Vivero Histórico de la Real Fundación de Toledo

Puy du Fou España y la Real Fundación de Toledo han formalizado esta mañana un convenio de colaboración para apoyar el “Vivero Histórico”, un proyecto pionero cuyo objetivo es fomentar entre la ciudadanía el conocimiento y la preservación de la riqueza botánica histórica de la ciudad de imperial, especialmente de las especies de carácter autóctono con alto valor medioambiental por su significación histórica, edad, rareza o porte.

En este acto de presentación han estado presentes Fernando Marchán, viceconsejero de Medio Ambiente de Castilla-La Mancha; Eduardo Sanchez Butragueño, director general de la Real Fundación de Toledo; Jesús Carrobles, presidente de la Junta de Protectores de la Real Fundación de Toledo; y Erwan de la Villéon, consejero delegado de Puy du Fou España. A modo simbólico del comienzo de este convenio se ha procedido a plantar en el parque un laurel clonado del ejemplar que el mismo Bécquer plantó en su casa del casco toledano.

Paseando por las callejuelas de la ciudad imperial, no son pocas las joyas botánicas existen vinculadas a personajes históricos tan presentes en los relatos del parque Puy du Fou. Es en la calle de San Ildefonso, donde estuvo la casa que habitó Gustavo Adolfo Bécquer, donde aún hoy permanece en pie el laurel que él mismo plantó con sus propias manos. “Imaginemos por un momento escuchar los relatos de Bécquer caminando por las veredas del parque Puy du Fou al lado del “hijo” real del que plantó el dramaturgo en la ciudad.”, ha declarado Erwan de la Villéon, consejero delegado del parque. “Sin duda es algo totalmente alineado con nuestro principal objetivo que no es otro que fomentar el interés de nuestros visitantes en sumergirse en su pasado; en la poesía y la cultura de otras épocas”.

A tan solo unos pocos minutos del parque, en el Cigarral de Menores (propiedad de Gregorio Marañón) existe un ciprés que plantó el sobrino predilecto de Galdós, José Hurtado de Mendoza, alrededor del cual gira una preciosa leyenda. Y es que, bajo la apacible sombra de este elegante árbol se cuenta que pudo tener lugar la primera lectura de la obra “Bodas de Sangre”, de Federico García Lorca, de boca del propio poeta granadino. No muy lejos de allí también se encuentra el almez de la ermita de la Virgen del Valle que no muchos saben que se cree que pudo nacer alrededor de 1800, pues ya fue fotografiado en el año 1863.

De la Villéon declara que “Toledo es un testigo vivo de la historia y la evolución cultural de la sociedad que, una vez más, nos permite viajar en primera persona través de los siglos. Contar en el parque con hijos de estas encinas, almeces y cipreses históricos toledanos significará tener a testigos vivos de historias y leyendas para que nuestros visitantes se puedan seguir emocionando con su pasado de una manera más real.”

En palabras de Eduardo Sanchez Butragueño “poder contar con el apoyo de Puy du Fou para este proyecto es algo muy importante en la parte educativa y divulgativa del mismo. Se trata de un proyecto colaborativo en el que la Real Fundación pone la idea, el concepto y la selección de ejemplares; la Consejería de Desarrollo Sostenible aporta el decisivo apoyo técnico para la germinación, clonación y reproducción de estos árboles; participación fundamental para que el proyecto haya salido adelante y, finalmente, Puy du Fou va a ser un aliado estratégico para generar actividades que permitan dar a conocer estos ejemplares y las preciosas historias que giran alrededor de ellos, así como a los personajes relacionados con su plantación hace cientos de años”.

La reproducción de estos ejemplares significará también fijar su genética que ha demostrado una gran adaptación a nuestro clima en base a siglos de existencia. Son especies vegetales que han sobrevivido a guerras, penurias e incluso a la tormenta de nieve Filomena.

Fernando Marchán, Viceconsejero de Medio Ambiente de la JCCM, ha resaltado que “ayudar a nuestra ciudadanía a valorar la importancia de nuestro entorno, y buscar su complicidad e implicación para conservarlo, es una tarea de todos. Por eso tenemos que felicitarnos de que, desde el mundo empresarial, o desde la sociedad civil, se participe en iniciativas como la de este Vivero Histórico, en la que la Consejería de Desarrollo Sostenible de la JCCM aporta la parte técnica vital para la producción de plantas en las instalaciones del vivero forestal de Toledo”.

Esta acción vuelve a mostrar el firme compromiso de Puy du Fou España por proteger la biodiversidad medioambiental y traer al presente las memorias e hitos de nuestros antepasados.

Artículos Relacionados

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

MÁS LEIDO