InicioProvinciaCiudad RealLa Concejalía de Igualdad de Ciudad Real y el IMPEFE ponen en...

Para disuadir, sensibilizar y crear espacios seguros de ocio

La Concejalía de Igualdad de Ciudad Real y el IMPEFE ponen en marcha la campaña ‘Stop sumisión química’

La concejala de Igualdad, Ana Belén Chacón, y el presidente del IMPEFE, Pedro Maroto, presentaban esta mañana en rueda de prensa las diferentes acciones que se van a llevar a cabo para la disuasión de utilizar sustancias para anular la voluntad de las personas, sensibilización y creación de espacios en los que se fomente una diversión segura. Ante la inquietud y preocupación que nos produce, no podemos quedarnos, explicaba la edil “de brazos cruzados, desde IMPEFE y la Concejalía de Igualdad hemos organizado la `Campaña STOP Sumisión Química´, para que toda la ciudadanía pueda disfrutar del ocio, sin sentirnos vulnerables, cuando salgamos a divertirnos. Una campaña financiada por el programa de Pacto de Estado contra la Violencia de Género. Se hará de forma integral, con todas las áreas involucradas, desde el Ayuntamiento y contando con los espacios de ocio nocturno, los locales y las personas”.

Explicaba Ana Belén Chacón que “una parte de nuestro trabajo consiste en hacer que las cosas no pasen. Ciudad Real es una ciudad tranquila, posiblemente debido al trabajo que se realiza, en muchas ocasiones, de forma imperceptible para la ciudadanía. Y en esto consiste esta campaña, en disuadir, en sensibilizar y en crear espacios comprometidos con la diversión segura de nuestra ciudadanía”. Añadía la concejala que “se generó mucha alarma social este verano y de cara a las fiestas que se aproximan volvemos a poner el foco en la llamada sumisión química, la administración de una sustancia para anular la voluntad de otra persona. El Ayuntamiento de Ciudad Real, mantiene un decidido compromiso con el objetivo de erradicar este problema”.

Por otra parte, el concejal de Promoción Económica, Pedro Maroto, ha dicho que “se trata de una campaña de prevención, no de alarma, que tiene como objetivo que se esté alerta en esos locales y que las familias puedan tener más tranquilidad cuando sus hijos e hijas disfruten del ocio”. Una campaña que no tendrá ningún coste para los hosteleros que “solamente deben solicitar los tapa vasos que ellos consideren conveniente”.

Formación y medidas en los locales de ocio de Ciudad Real

Se va a llevar a cabo una formación online, gratuita, para el personal de todos los locales de ocio que quieran participar en la campaña, el día 21 de diciembre, a las 17:00 h. Previamente, tienen que inscribirse con el código que aparece en el cartel o solicitar información en la concejalía de Igualdad. “Será una formación enfocada a la realidad, no para alimentar alarma social, ni el miedo, sino para proporcionar la información y las herramientas necesarias y medidas básicas de seguridad”.

La campaña incluye el reparto de 10.000 escudos cubre vasos, de 12 centímetros de diámetro, con un troquelado para la pajita, que también se proporciona a la persona que así lo solicite para cubrir la bebida. Con ello “evitamos que entre, bacterias, polvo, insectos o nada que no hayamos consentido. La cara exterior tiene información y la interna contiene un adhesivo de uso alimenticio aprobado por la normativa europea”.

Los locales participantes en la campaña, aportan un extra a su negocio creando un espacio más seguro y tendrán un cartel que los identificará como espacios alerta contra la sumisión química. Lo fundamental “es que disfrutemos de unas felices fiestas, y esto no pasa porque evitemos zonas de ocio o aglomeraciones, sino por una correcta educación cívica y sexual que nos englobe y comprometa a toda la sociedad”. El enlace de inscripción para la formación puede ser consultado en la cartelería, en la Concejalía de Igualdad y en el IMPEFE.

También se entregará a los locales participantes unas pegatinas, que pueden colocar en los baños, con información para el público sobre el protocolo de actuación en el caso de que puedan tener alguna sospecha de Sumisión Química. Muchas drogas de las utilizadas para la Sumisión Química son insípidas, inodoras e incoloras, y extremadamente difíciles de detectar. Pero hay algunos signos que pueden ayudar a reconocer que una bebida ha sido adulterada, como puede ser que “el hielo se hunde, burbujas excesivas, apariencia brumosa o turbia”. Detallaba la concejala algunos de los síntomas que se pueden sentir como son “sueño, dolor de cabeza, náuseas y vómitos, problemas para recordar, pérdida de memoria, dificultad para concentrarte o hablar, para respirar, sentirse confundido o pérdida de equilibrio y dificultad para moverte, entre otras muchas cosas”. Pedía la concejala de Igualdad que “si se sospecha que alguna bebida ha podido ser alterada, no dejar a la persona afectada con nadie que no se conozca, llevar la bebida a la barra e indicar al personal que se sospecha que ha podido ocurrir un caso de sumisión química y llamar urgentemente al 112 o acudir a cualquier hospital o centro médico y diles lo que le ocurre. En todo caso, siempre ir a urgencias y denunciar ante cualquier sospecha de que alguien nos ha administrado algo para anular nuestra voluntad. Es un delito”.

Artículos Relacionados

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

MÁS LEIDO