Daimiel

M;ultitud de fieles se acercaron al santuario de La Patrona

La hermandad de la Virgen de las Cruces de Daimiel destaca el comportamiento de los asistentes a la romería

Su presidente, Manuel Vicente López de la Nieta, valoraba que el cumplimiento de las medidas sanitarias estuvo presente en todo momento. Del mismo modo, también se mostraba satisfecho por la afluencia a los actos y por la “buena acogida” que ha tenido la confección de la alfombra en el patio de entrada al santuario

La Comarca

13/09/2021

(Última actualización: 13/09/2021 15:19)

Imprimir

El presidente de la hermandad de la Virgen de las Cruces, Manuel Vicente López de la Nieta ha destacado “la buena participación y el comportamiento ejemplar” de todos los daimieleños que se acercaron este domingo al santuario de La Patrona para celebrar la romería de septiembre. López de la Nieta valoraba que el cumplimiento de las medidas sanitarias estuvo presente en todo momento. “No ha habido ningún problema, se lo agradezco a todos los asistentes al santuario”, remarcaba.

Del mismo modo, López de la Nieta también se mostraba satisfecho por la afluencia a los diferentes actos. Y en especial por la “buena acogida” que tuvo la confección de la alfombra en el patio de entrada al santuario. Alrededor de 25 voluntarios se encargaron de darle forma durante “unas tres horas y media” de la mañana del sábado. El presidente de la hermandad agradecía la colaboración de estos voluntarios y del Ayuntamiento de Daimiel en esta adaptación circular del diseño original de Placido Sánchez-Camacho.

López de la Nieta señalaba que, aunque esta decisión se ha tomado por la suspensión del 1 de septiembre, “es probable” que se repita en el futuro por la aceptación que ha tenido. “Desde las primeras visitas del sábado por la tarde y durante todo el domingo, todos los que acercaban hacían fotos de la alfombra”, exponía. Y como otro punto a favor de esa repetición, el presidente de la hermandad señalaba que “fue muy agradable encontrarse a la Virgen con su alfombra” en la entrada al santuario.

Ese momento fue una de las imágenes que dejará esta romería. Después del traslado de la talla en un vehículo, la Virgen de las Cruces se colocó en un pequeño altar situado en la puerta principal a la misma hora en la que suele aparecer en el santuario después de portarse a hombros por los mozos.

Ese traslado tradicional no pudo celebrarse por las medidas sanitarias, pero sí uno simbólico dando una vuelta alrededor de la alfombra que concluyó con la Virgen en el patio interior para dar paso a la misa de bienvenida.

Durante la tarde, la Banda Municipal de Música fue la protagonista del ‘Concierto de la Esperanza’. Una cita novedosa que se celebró en el pinar aledaño al santuario para respetar las medidas sanitarias. López de la Nieta también valoraba positivamente este acto por la participación y porque “la banda y el público estuvimos muy a gusto”.

Manuel Vicente López de la Nieta indicaba que en las próximas semanas su junta directiva va a “ponerse al día de la documentación” de la hermandad, después de unas primeras semanas de trabajo donde han estado “muy ocupados” con la organización actos de agosto y septiembre. “Tenemos muchos proyectos encima de la mesa y queremos empezar a perfilarlos”, concluía.