Región

Previsto en la futura Ley del Vino de Castilla-La Mancha

Las federaciones agroindustriales de CCOO y UGT solicitan su inclusión en el Comité Regional Vitivinícola

Como sindicatos más representativos de las más de 37.000 personas trabajadoras por cuenta ajena implicadas en todos los procesos productivos relacionados con la producción vitivinícola, desde el cultivo de la vid y la recolección de la uva hasta su elaboración y transformación industrial

CCOO CLM reclama que la futura Ley ponga en valor el papel fundamental del trabajo y pide que incluya explícitamente entre sus objetivos el mantenimiento y la creación de empleo de calidad y la mejora de las rentas de las trabajadoras y los trabajadores

La Comarca

21/06/2021

(Última actualización: 21/06/2021 12:49)

Imprimir

Los secretarios generales de CCOO-Industria y de FICA-UGT de Castilla-La Mancha, Ángel León y Raúl Alguacil, han solicitado mediante escrito dirigido al consejero de Agricultura la inclusión de ambos sindicatos en el Comité Regional Vitivinícola, un órgano consultivo previsto en la futura Ley del Vino de CLM para “coordinar e impulsar el fomento en el sector vitivinícola entre los diferentes representantes del mismo y la administración.”

El Anteproyecto de esta Ley, sometido en estos momentos a consulta pública, sí contempla la presencia en el Comité Regional Vitivinícola de representantes de las Organizaciones Profesionales Agrarias, de las Cooperativas Agroalimentarias, de las Indicaciones Geográficas y de las Industrias del mosto, vino, vinagre y alcohol; pero no de los sindicatos representativos de las y los trabajadores implicados en todos los procesos productivos relacionados con la producción vitivinícola, desde el cultivo de la vid y la recolección de la uva hasta su elaboración y transformación industrial.

En su carta al consejero, CCOO-Industria y de FICA-UGT, indican que “como sindicatos mayoritarios en el sector, debemos formar parte (del Comité), ya que en la actual redacción no estamos incluidos”; y subrayan que “la futura Ley “también debe abordar y poner en valor la aportación de las personas trabajadoras y la importancia de un empleo digno y estable”, cuestiones que no contempla en ningún modo el Anteproyecto.

“Recordaremos hoy nuestras peticiones al consejero Francisco Martínez Arroyo, en la reunión del Consejo Agrario convocada esta tarde para analizar, entre otros asuntos, el anteproyecto de la Ley de la Viña y el Vino y las aportaciones a este texto que está recibiendo la consejería, en concreto las remitidas por CCOO de Castilla-La Mancha.”

“Confiamos en tener una respuesta positiva. Para nosotros, es evidente que la apuesta por la competitividad, la calidad y la excelencia que persigue la Ley de la Viña y del Vino de Castilla-La Mancha no puede obviar a las/os trabajadoras/es ni desentenderse de las condiciones laborales en las que se realizan todos los procesos productivos”, indica León, que señala que “estamos hablando de unas 2.500 personas que trabajan por cuenta ajena de forma estable en cooperativas y explotaciones viticultoras de CLM, más otras 25.000 temporeras durante la vendimia; y de al menos otras 5.000 asalariadas de la industria vitivinícola.”

De hecho, el propio Anteproyecto señala que “el ámbito de aplicación” de la futura Ley se extiende “a la uva de vinificación, el resto de productos vitivinícolas y a los alcoholes elaborados a partir de productos vitícolas, al viñedo, instalaciones para la producción, almacenamiento y distribución de los productos mencionados y a todos los operadores que desarrollen o puedan desarrollar actividades relacionadas con los mismos en el ámbito territorial de Castilla-La Mancha.”

“Sin embargo”, señala María Ángeles Castellanos, secretaria de Empleo de CCOO CLM, “el texto elaborado por la Consejería y sometido a consulta ignora por completo que entre esos ‘operadores’ tienen un papel fundamental los trabajadores y las trabajadoras del sector, un papel que a nuestro entender debe ser atendido en la futura ley.”

“Creemos también que entre los objetivos de la Ley debe incluirse explícitamente el mantenimiento y la creación de empleo de calidad y la mejora de las rentas de las trabajadoras y los trabajadores del sector. El propio Anteproyecto declara que la Ley trata de fomentar la vitivinicultura como un eje vertebrador del mundo rural, facilitando la lucha contra la despoblación. Pero hay que recordar al respecto que quienes viven en los pueblos son quienes trabajan en las explotaciones agrarias, muy a menudo los propietarios tienen sus residencias muy lejos de ellas.”

“Además, y tal y como han solicitado los responsables de CCOO-Industria y de FICA-UGT CLM, consideramos que sería muy positivo que la futura Ley contemplara un espacio de gobernanza en el que estén los sindicatos más representativos, para así avanzar en el cumplimiento de los objetivos perseguidos.”