Puertollano

En la Sala Pinazo

Exposición 'El espíritu de una época: Ignacio Pinazo en la colección del Instituto Valenciano de Arte Moderno (IVAM)' (con vídeo)

Con más de 200 obras

José Belló Aliaga

10/01/2021

(Última actualización: 10/01/2021 17:54)

Imprimir

El IVAM presenta la exposición 'El espíritu de una época: Ignacio Pinazo en la Colección del IVAM', que reúne más de 200 obras ordenadas en bloques temáticos junto con trabajos de otros autores que ayudan a entender el estilo personal de Ignacio Pinazo (Valencia, 1849-Godella, 1916), que ha pasado a la historia como un pintor de singular virtuosismo, capaz de reflejar un universo creativo tan rico como matizado mediante pinceladas rápidas.

Exposición EL ESPIRITU DE UNA ÉPOCA, en Sala Pinazo del Instituto Valenciano de Arte Moderno (IVAM)

Título de la exposición

El título de la exposición, El espíritu de una época: Ignacio Pinazo en la Colección del IVAM, responde a la visión naturalista e impresionista de Pinazo acorde con el espíritu antiacademicista que caracterizó su trabajo y la búsqueda de una nueva sensibilidad moderna, aludiendo a los factores temporales y espaciales que están presentes en sus investigaciones. En la época del artista asistiremos al cambio de temas y técnicas que responden a un nuevo paradigma cultural y estético.

Aunque las primeras obras de Ignacio Pinazo son de corte academicista, bien pronto comienza una línea pictórica propia que enraíza con el impresionismo, donde abundan los temas familiares y las escenas de la vida cotidiana, con un particular énfasis en la definición del espacio mediante el tratamiento del color y de los juegos de luces y sombras.

Otros artistas

La exposición incluye trabajos de otros artistas en diálogo con las piezas de Pinazo. Entre estos artistas, destacan las obras de Esteban Vicente por su contribución a la nueva construcción del paisaje basada en los juegos cromáticos, de Joaquín Sorolla por su estudio de la luz, Ernest J. Bellocq y Lewis Hine por su temática inconformista, así como Mompó (Manuel Hernández Mompó) y Pascual Pérez Rodríguez por sus visiones urbanas.

Análisis de la forma

El primer espacio de la exposición está dedicado al 'Análisis de la forma'. Aquí, la obra de Pinazo se caracteriza por el aspecto inacabado y un trazo caligráfico alcanzado tras un proceso de reducción y síntesis. Ignacio Pinazo fue un precursor en la búsqueda de nuevos lenguajes al liberarse de las convenciones de la academia para mostrar obras que registran impresiones fugaces.

En este apartado destacan pinturas como Figuras, Rincón con labradora, o dibujos como el titulado Pepa Marco, de 1914, que dialogan con el expresionismo abstracto de un óleo sobre lienzo de Esteban Vicente (Turégano, Segovia, 1903 - Nueva York 2001).

Innovación y autonomía

Bajo el epígrafe 'Innovación y Autonomía' se recogen obras en las que el artista, siguiendo el magnífico ejemplo de Goya, construye los temas que le emocionan, buscando la máxima autenticidad de la expresión, recurriendo a modelos para intentar plasmar sus gestos más espontáneos.

La originalidad y la autonomía de Pinazo se hace patente en obras con una depurada técnica y una gran profundidad psicológica. Es el caso de dibujos como Meditando, de 1929, o de pinturas como Barcas en blanco, Mujeres con cestas o Interior.

Para poder comparar su uso de la luz con el de Sorolla, aquí se presentan las dos obras con las que cuenta el IVAM en su colección, Escena de playa, 1899, y Ráfaga de viento, 1904.

Emancipación e inconformismo social

El tercer apartado de la muestra, 'Emancipación e inconformismo social', muestra que la obsesión de Pinazo por encontrar la mejor forma de plasmar el sentimiento en cada pintura le llevó a trazar una carrera singular, pero también, a la vez, a mantener una independencia y un aislamiento en Valencia y en su casa de Godella. Por un lado, en sus retratos de la época, se aprecia un corte más clasicista, mientras que en los paisajes y en las escenas populares de Godella o de Valencia surge el Pinazo más innovador, abriendo paso a la pintura del siglo XX.

Fotografías de Lewis Hine y Ernest J. Bellocq de principios del siglo XX contextualizan los dibujos y óleos de Pinazo seleccionados para esta sección, entre los que encontramos obras como Barco de vapor, Paisaje urbano, Borrachos o un Autorretrato del artista.

La vida en la calle

La muestra concluye con 'La vida en la calle', una sección en la que se muestra el interés de Pinazo por la pintura costumbrista y, sobre todo, por el realismo y la pintura de paisaje que representaban las corrientes artísticas más avanzadas. Las pinturas del artista reflejarán los cambios que vivió la ciudad de Valencia en este período con varias reformas que la convirtieron en una urbe dinámica con nuevos paseos, apertura de nuevas calles y paisajes marítimos poblados por todo tipo de personas.

Una sección en la que encontramos sus conocidas pinturas sobre las 'mascletaes', un tema sobre el que el artista trabajó en repetidas ocasiones. Asimismo, obras de Mompó y de Pascual Pérez Rodríguez conviven con los dibujos de Pinazo que llevan por título Músicos, Estación del Grao o Festa de les fadrines.

Con esta exhibición, el IVAM abre de nuevo la Sala Pinazo, anteriormente denominada Sala de La Muralla, un espacio de más de 1 .000 metros cuadrados, casi tres veces mayor que la galería 6 del IVAM, que hasta la celebración del año Pinazo en 2016 llevaba el nombre del artista valenciano.

José Belló Aliaga