Región

Reunión del Eje 5 del Pacto por la Reactivación Económica y el Empleo en Castilla-La Mancha

El Ejecutivo autonómico apuesta por el desarrollo sostenible para reactivar su economía y superar la crisis que ha provocado la emergencia sanitaria de la COVID-19

El consejero de Desarrollo Sostenible ha detallado que impulsarán la reactivación económica en el Eje 5 a través de 7 líneas estratégicas: transición energética; infraestructuras de comunicación digitales; consumo responsable; economía circular; transición ecológica; economía forestal; y capital natural

Escudero también ha dado cuenta de la próxima incorporación de 31 nuevos agentes medioambientales que “reforzaran la plantilla de este importante servicio público que protege nuestros espacios naturales y el medio ambiente de la región”

El titular de Desarrollo Sostenible ha anunciado la construcción de 4 nuevas fotovoltaicas con “casi 100 MW de potencia instalada, dentro del impulso por las renovables que lleva a cabo este Ejecutivo”, en Huecas, Herencia, Madridejos y Villacañas, “con inversiones previstas cercanas a los 47,5 millones de euros y la creación de más de 200 empleos”

La Comarca

19/11/2020

(Última actualización: 19/11/2020 22:05)

Imprimir

El consejero de Desarrollo Sostenible, José Luis Escudero, ha presidido la reunión del Eje 5 del nuevo Pacto por la Reactivación Económica y el Empleo en Castilla-La Mancha 2020-2024, que se ha celebrado durante la mañana de este jueves.

Como ha explicado el consejero, se trata de la “reestructuración” de los antiguos pactos `Por la Recuperación Económica de Castilla-La Mancha 2015-2020´, y del `Pacto por el Crecimiento y la Convergencia Económica de Castilla-La Mancha 2019-2023´ que han tenido que refundirse en el actual para adaptarse a los efectos que está provocando la pandemia del COVID19 en todos los sectores de la sociedad.

Ha recordado Escudero que, “el Eje 5 de Desarrollo Sostenible no parte de cero”, ya que es la segunda vez que se reúne este año, y viene precedido de las comisiones de trabajo que se celebraron entre diciembre de 2019 y enero de 2020, en un proceso participativo abierto entre todos los agentes, “que llegaron a aportar 106 propuestas con medidas y acciones a este Eje 5”.

Ahora, tras la llegada de la pandemia, y “sus consecuencias socioeconómicas”, el Pacto incluye en su nombre la palabra `Reactivación”, “porque ese es el objetivo principal que busca este Gobierno, reactivar la economía y el empleo”, ha destacado Escudero.

El consejero, que ha estado acompañado en la reunión de hoy del viceconsejero de Medio Ambiento y de los cinco directores generales que integran la Consejería de Desarrollo Sostenible, ha recordado que el Eje 5 tiene 78 miembros entre administraciones, agentes sociales, empresas de servicio público y entidades varias, “es decir, la mayor representación posible para poder recabar medidas que faciliten reactivar nuestra economía desde todos los prismas”.

En este sentido, ha afirmado que nos encontramos en un momento en el que para afrontar los efectos de la pandemia se han destinado fondos europeos para la recuperación con la vista puesta en las políticas de desarrollo sostenible, “donde la digitalización y el impulso de la transición ecológica van a ser vectores claves en la transformación económica”, y desde el Ejecutivo que preside Emiliano García-Page, “somos conscientes de que es el momento de preparar propuestas en el ámbito de la sostenibilidad alineados tanto con el Gobierno de España a través del Plan de Reactivación, Transformación y Resiliencia “España Puede”, como con la propia Unión Europea y sus fondos NextGenerationUE, que destina una partida de 140.000 millones de euros a España para una recuperación ecológica, digital y resiliente”.

Las líneas estratégicas del Eje 5

El consejero de Desarrollo Sostenible ha detallado que para el nuevo Pacto por la Reactivación Económica y el Empleo en Castilla-La Mancha 2020-2024 a través del Eje 5 han definido 7 líneas estratégicas: transición energética; infraestructuras de comunicación digitales; consumo responsable; economía circular; transición ecológica; economía forestal; y capital natural.

Con la línea vinculada a la transición energética, “queremos propiciar el transito hacía un modelo económico hipocarbónico, potenciando el despliegue masivo de renovables en la región que genere empleo y atraiga inversiones, además de impulsar la transición justa en las antiguas zonas mineras o con centrales nucleares, y fomentar la movilidad sostenible”.

Respecto a la línea relacionada con las infraestructuras de comunicación digitales, y de la mano del plan “España Puede”, “vamos a seguir transformando digitalmente la región, haciendo especial hincapié en las zonas rurales, los polígonos industriales para favorecer la modernización del nuestro tejido industrial y de nuestras pymes, a la vez que potenciamos el despliegue de las nuevas tecnologías como el 5G en Castilla-La Mancha”

En la línea de consumo responsable, “introducimos dos nuevos objetivos que están recogidos en el Estatuto de las Personas Consumidoras y que contempla nuevos derechos, como son el promover la información al consumidor sobre la vida útil y reparabilidad de los productos, y el formar a los ciudadanos para que se comprometan activamente a cambiar sus patrones de consumo”, ha afirmado Escudero.

En la línea de economía circular, “ámbito en el que nuestra región es pionera al contar con una Ley autonómica de Economía Circular de Castilla-La Mancha aprobada en esta legislatura”, el gran objetivo que ha subrayado el consejero es que, “administración, empresas y ciudadanos seamos actores protagonistas del cambio para que en 2030 seamos una región circular con el esfuerzo de todos, y logremos dejar atrás la economía lineal, desvinculando el crecimiento económico del consumo finito de recurso que implica una reducción significativa del capital natural”.

La línea de transición ecológica, “es sin duda el eje de las principales transformaciones que demanda nuestro modelo económico y por tanto aglutina la totalidad de las líneas estratégicas planteadas en el Eje 5 de Desarrollo Sostenible”, ha dicho el consejero. “Por eso, será el vector vertebrador que procederá a realizar un análisis conjunto y global de todas las acciones y medidas implementadas dentro de su radio de acción, entre las cuales cabe destacar, como clave para el cambio, la sensibilización transversal para un desarrollo sostenible”.

Respecto a la línea de economía forestal, el objetivo primordial es impulsar los sistemas que favorezcan el aprovechamiento de las masas forestales para su gestión sostenible; fomentar el uso público de los espacios naturales protegidos y la defensa de las masas forestales frente a los incendios, además de modernización el sector económico forestal regional dándole un enfoque de rentabilidad socio-económica cara a potenciar el valor de los recursos forestales y su aprovechamiento.

Por último, se añade una línea nueva, la de capital natural, con el objetivo de medir y calcular el valor de los servicios ecosistémicos para el uso eficiente de los recursos naturales y la gestión sostenible de los espacios de la Red Natura 2000. “Sin duda, el cálculo del capital natural se constituye ya como una herramienta esencial para dar cumplimiento a las estrategias de la Unión Europea en materia de biodiversidad y economía circular”, ha dicho el consejero.

31 nuevos Agentes Medioambientales para proteger los espacios naturales de la región

Por otro lado, el consejero ha informado que, en esa apuesta por el desarrollo sostenible y la creación de empleo verde en este momento de pandemia, mañana viernes 20 de noviembre el Diario Oficial de Castilla-La Mancha publicará la próxima incorporación de los 31 Agentes Medioambientales que han superado la fase del concurso–oposición celebrado a lo largo de este año 2020, correspondiente a la oferta de 2017 y 2018. “Una de las más importantes ofertas de empleo de los últimos años, con la que reforzamos la plantilla de este importante servicio público que depende de nuestra Consejería con destinos en los núcleos rurales de las cinco provincias de Castilla-La Mancha”.

“Una buena noticia –como ha señalado el consejero- que llega en un año complicado y tras un largo proceso selectivo debido a la pandemia que nos persigue desde el mes de marzo”. De igual forma, ha avanzado que están pendientes la oferta de empleo de 2020 y 2021 que supondrán 14 plazas nuevas más para Agentes Medioambientales, “que se ofertarán en la primavera-verano de 2021, siguiendo con la firme voluntad de este Gobierno regional de ir mejorando paulatinamente el número de agentes, tan necesarios para velar por el medioambiente de nuestra región”.

El cuerpo de Agentes Medioambientales de Castilla-La Mancha es un colectivo formado por mujeres y hombres que se identifican ante todo como servidores públicos dedicados especialmente a la protección del medio ambiente en general, para cumplir y hacer cumplir la normativa ambiental vigente en cada momento: bosques, ecosistemas, flora o fauna, además de asesorar e informar a la ciudadanía principalmente en los entornos rurales, en colaborar ante catástrofes naturales de todo índole (incendios, inundaciones, nevadas, búsqueda de personas, pandemias, etc.) y en las que sean requeridos.

Escudero ha indicado que con las incorporaciones el cuerpo superará los 500 efectivos, recordando que las últimas incorporaciones llegaron entre 2010 y 2011.

Cuatro nuevas plantas de renovables para la región

Por último, el consejero ha anunciado la instalación de cuatro nuevas plantas de renovables en la región “dentro de la apuesta que ya no tiene marcha atrás que hacemos por las energías limpias en Castilla-La Mancha, un sector en el que somos una potencia a nivel nacional”.

Se trata de la planta fotovoltaica que se instalará en Huecas (Toledo), con una potencia instalada de 50 Megavatios, una inversión cercana a los 22,5 millones de euros, y una estimación de creación de empleo de más de 100 personas durante su construcción; otra planta fotovoltaica que se construirá en Herencia (Ciudad Real), de 30 MW de potencia instalada, cerca de 15 millones de inversión, y que creará más de 80 puestos de trabajo durante su construcción; y dos plantas fotovoltaicas de 10 MW y 8 MW de potencia instalada que se instalarán en los términos de Madridejos y Villacañas (los dos en Toledo), con un presupuesto de 10 millones de euros, y que crearan alrededor de 50 empleos. “En total”, ha concluido Escudero, “estamos hablando de casi 100 MW más de energías limpias para Castilla-La Mancha, inversiones de 47,5 millones de euros, y más de 200 puestos de trabajo”.

Adjuntos

Escudero - Eje 5:

Escudero - Agentes medioambientales:

Escudero - Nuevas plantas fotovoltaicas: