Región

Reivindican un mayor respeto hacia nuestra profesión

El IES Pinar de Salomón de Albacete expresa su malestar por el "abandono de la Administración Educativa"

Desde STE-CLM "queremos expresar y compartir el malestar que nos están haciendo llegar algunos de los centros educativos de nuestra región, en este caso del IES Pilar de Salomón de Aguas Nuevas (Albacete), ante la situación que está viviendo nuestro colectivo docente en Castilla-La Mancha, por algunas de las situaciones que se han vivido desde el inicio de curso y que se prevé que van a ir sucediendo si la situación por parte de las administraciones no mejora"

La Comarca

30/10/2020

(Última actualización: 03/11/2020 19:16)

Imprimir

Los docentes del IES Pinar de Salomón de Aguas Nuevas (Albacete), quieren expresar nuestro malestar ante la situación que está viviendo nuestro colectivo en Castilla-La Mancha:

Desde el comienzo del curso académico 2020-2021 nos encontramos ante un escenario de incertidumbre debido no sólo a la situación de emergencia sanitaria, sino también al abandono al que nos vemos sometidos por parte de la Administración Educativa. Este abandono es claro y manifiesto si consideramos la nula presencia de la Consejería de

Educación, Cultura y Deportes en nuestro Centro con el fin de comprobar si nuestro puesto de trabajo es seguro, y máxime teniendo en cuenta que hay trabajadores especialmente sensibles a la COVID-19. Además, a la dificultad que conlleva impartir clase con mascarilla se une el hecho de que, por seguridad, debemos hacerlo con las puertas y ventanas abiertas. ¿Qué solución se nos va a dar a profesores y alumnos cuando lleguen los meses más fríos?

Este panorama, que solamente es una pequeña parte de todo lo que estamos viviendo, se complica todavía más debido a que estamos obligados a realizar nuestras reuniones de Claustro, Consejo escolar, Evaluación, CCP y otras de manera telemática, pero en el centro educativo; es decir, de manera telemática pero presencial. Esta medida, recogida en la Resolución de 31/08/2020, de la Consejería de Educación, Cultura y Deportes, por la que se modifica la Resolución de 23/07/2020 por la que se dictan instrucciones sobre medidas educativas para el curso 2020-2021 en la comunidad autónoma de Castilla-La Mancha, es totalmente injusta, irrespetuosa y pone en duda nuestra profesionalidad en estos momentos tan difíciles. Somos una comunidad que asumimos con orgullo y total sentido de la responsabilidad nuestra imprescindible labor socio-educativa. Los cuatro últimos meses del pasado curso escolar demostramos de lo que somos capaces, adaptando a las nuevas tecnologías, y en un tiempo récord, nuestro proceso de enseñanza y

aprendizaje. Lo dimos todo, usando nuestros propios equipos informáticos, pagando con nuestros recursos personales el acceso a la red de internet, y convirtiendo los salones, comedores o cocinas de nuestros hogares en aulas improvisadas.

Ahora, tras dos meses de docencia directa dejándonos la piel y la voz, creemos que tenemos la autoridad moral para reivindicar un mínimo reconocimiento a nuestra labor. Dicho reconocimiento es incompatible con medidas como la mencionada anteriormente, la cual pone en tela de juicio nuestra profesionalidad. Además, se está yendo en dirección

contraria a la tendencia actual de teletrabajar cuando es posiblehacerlo y, por tanto, se está poniendo doblemente en riesgo nuestra salud de una manera absolutamente innecesaria.

Por todo lo expuesto:

1) Reivindicamos un mayor respeto hacia nuestra profesión, una mejora de nuestras condiciones de trabajo y un respaldo real y efectivo por parte de la Administración, puesto que nuestro nivel de exposición a la COVID-19 es muy alto y se nos debe garantizar el derecho a realizar nuestra labor de una forma digna y segura.

2) Solicitamos que la Consejería de Educación, Cultura y Deportes se persone en nuestro Centro con el fin de evaluar, de manera exhaustiva, nuestras condiciones de trabajo, y se rectifique la Disposición octava (horario del profesorado), permitiendo a los docentes realizar telemáticamente, desde sus domicilios, las actividades que no implican

docencia directa con los alumnos.