Provincia

Por "incitar al odio y a la discriminación asociando a dos ciudadanos marroquíes con criminalidad"

La AMDI pide la dimisión del autor de la publicación racista del Facebook del Ayuntamiento de San Lorenzo de Calatrava

'Urgente. Hay por el pueblo una pareja de marroquíes. La Guardia Civil ya está avisada, pero si veis algo avisad a la alcaldesa'. Ese es el mensaje por el que el Consistorio se ha tenido que disculpar

Javier Rubio

02/08/2020

(Última actualización: 03/08/2020 12:08)

Imprimir

'Urgente. Hay por el pueblo una pareja de marroquíes. La Guardia Civil ya está avisada, pero si veis algo avisad a la alcaldesa'. Este es el polémico mensaje que el Ayuntamiento de San Lorenzo de Calatrava emitió desde su cuenta de Facebook y que la Asociación Marroquí de Derechos de los Inmigrantes (AMDI) ha denunciado “por incitar al odio y a la discriminación asociando a dos ciudadanos marroquíes con okupación y criminalidad”.

De nada ha valido la nota aclaratoria de la Alcaldía del municipio, que ha señalado que “en ningún momento hemos querido ofender ni mucho menos discriminar a nadie por su raza, religión o nacionalidad”. Según el Ayuntamiento, “la nota se publicó ante la alarmante llamada de varios vecinos por el comportamiento sospechoso de esa pareja”. Asimismo, ha pedido disculpar “si alguien se ha sentido ofendido”, recordando que “trabajamos por el bienestar de los vecinos”.

A pesar de esta aclaración, la AMDi ha reclacado que “dicho acto es una vejación a la imagen de las instituciones y vuelve a poner sobre la mesa la eficacia de los esfuerzos y de las políticas antirracistas en la España posfranquista”. Según el colectivo, mensajes como este “tratan de transmitir falsas ideas, avivan el odio y el racismo y crean una falsa alarma social que contribuye a la proliferación de ataques al colectivo marroquí, que está profundamente arraigado en el sentir popular, en las tradiciones, en la cultura y en el sentir de la mayoría de la población”

La Asociación Marroquí de Derechos de los Inmigrantes no ha descartado recurrir a las vías legales para denunciar “semejante publicación”, que “incomoda e indigna nuestro colectivo”. Por ello, ha reclamado “la dimisión inmediata del autor intelectual de esta publicación que tiende a dividir a la población y que es inaceptable proviniendo de una administración pública cuya misión es integrar además de gobernar por y para todos”.