Ciudad Real

"Al unir en el mismo espacio a todos los ciudadanos con independencia de sus dolencias y patologías"

CSIF alerta al hospital de Ciudad Real "del riesgo de eliminar el circuito de urgencias específico para pacientes de COVID-19"

Recalca que "la crisis sanitaria continúa e insiste en la necesidad de preservar los protocolos establecidos durante el periodo estival y reforzar la plantilla de urgencias con nuevas contrataciones"

La Comarca

24/06/2020

(Última actualización: 24/06/2020 21:07)

Imprimir

El fin del estado de alarma y la disminución de la presión asistencial de los hospitales no implican la erradicación del coronavirus. Por eso, la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) insta a la Gerencia de Atención Integrada (GAI) del Hospital General Universitario de Ciudad Real (HGUCR) a no bajar la guardia y a retractarse en su decisión de suprimir el circuito específico de urgencias para pacientes COVID-19, establecido al inicio de la crisis sanitaria en el servicio de urgencias pediátricas.

Según ha podido saber CSIF, la reducción de las hospitalizaciones ha llevado a la gerencia del centro a determinar que las urgencias de Pediatría deben retornar sus funciones habituales. De esta forma, los “pacientes Covid” ya no recibirían un trato especial y serían derivados al circuito de urgencias general, donde tendrían que compartir instalaciones y espacios comunes con otros aquejados, además de ser atendidos por el mismo personal.

Para el sindicato, esta es una decisión precipitada que expondría a los ciudadanos a un enorme riesgo de contagio al tener que compartir espacio con personas afectadas por el virus durante periodos que pueden abarcar hasta las 72 horas de duración, que es el tiempo máximo que una persona puede permanecer en urgencias hasta recibir un diagnóstico.

Esto, unido al cese de los contratos eventuales realizados por la COVID-19 que CSIF ya anunció el pasado 10 de junio, y a la reducción de entre 14 y 16 camas que esta GAI pretende establecer de cara al periodo estival, lleva al sindicato a recordar que la crisis sanitaria persiste y, por tanto, es indispensable anticiparse a los posibles rebrotes que puedan producirse y que, sin ir más lejos, ya se dejan ver en otros puntos del país, como Huesca, Lleida o Extremadura.

Por tanto, CSIF insta a la GAI del Hospital de Ciudad Real a mantener los protocolos establecidos para la contención de la pandemia, anular la supresión de camas y, lejos de reducir el personal, reforzar la plantilla de urgencias con nuevas contrataciones, con el fin de prevenir colapsos como los vividos durante marzo y abril y garantizar una capacidad de respuesta óptima en los meses venideros.

Asimismo, la Central Sindical recalca que garantizar la capacidad asistencial del HGUCR es una obligación establecida por el Sescam en el Plan de Perspectiva Contractual de cara al verano 2020, donde se insta a las gerencias de la región a mantener los contratos eventuales realizados por la COVID-19 hasta el 30 de septiembre y a incorporar personal para cubrir los periodos vacacionales.