Región

El sindicato ve prioritario aumentar los recursos en Atención Primaria ante una mayor demanda asistencial

CSIF considera "clave" el refuerzo en centros hospitalarios y de salud con la llegada de la ‘nueva normalidad’

También incide en la prórroga de los contratos Covid-19 en hospitales para evitar el colapso y la actual demora de la atención quirúrgica

La Comarca

22/06/2020

(Última actualización: 23/06/2020 09:36)

Imprimir

La movilidad en todo el territorio nacional que representa la ‘nueva normalidad’ supone un auténtico desafío para el Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (Sescam), que debe hacer frente a un potencial aumento de pacientes y usuarios en las diferentes ciudades y localidades de la región, el cual se intensifica de cara al periodo estival. En este sentido, los centros de salud de la Atención Primaria y los diferentes centros hospitalarios de la región juegan un papel fundamental.

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) considera que es prioritario el aumento de los recursos para hacer frente a la actividad extra que implicará la falta de restricciones en la movilidad, y por ello el sindicato considera necesario conocer el listado de profesionales que se van a contratar por centro y categoría.

“La calidad asistencial no debe verse mermada durante un periodo estival en el que es preciso no sólo cubrir todas las bajas de personal, sino llevar a cabo un esfuerzo para reforzar plantillas que se encuentran agotadas tras la lucha por el Covid-19”, refleja la presidenta del Sector de Sanidad de CSIF Castilla-La Mancha, Sacramento Rodríguez. Asimismo, “es más obligatorio que nunca contar con todos los efectivos posibles teniendo en cuenta el riesgo de rebrotes”.

Pero el sindicato también incide en la atención hospitalaria y reclama al Sescam a que cumpla su promesa prorrogando los contratos de todos los nombramientos eventuales estatutarios efectuados por la situación de emergencia hasta el 30 de septiembre, tal y como se contemplaba en el Plan de Perspectiva Contractual, y se presente ya un plan de efectivos de recursos humanos y materiales de cara a otoño.

Rodríguez expone que “no contar con todos estos profesionales no sólo supone un desprecio hacia aquellos que han estado en primera línea de fuego, sino que pone en riesgo de grave colapso la atención hospitalaria tras la reanudación de la actividad quirúrgica”. Así, las listas de espera, tras la paralización provocada por la crisis sanitaria, se agrandarán “sin límite y poniendo en grave riesgo la salud de los pacientes”, además de que “no se pueden cerrar camas durante este periodo estival”.

En la lucha contra el coronavirus juega un papel relevante la preparación, por lo que el sindicato exige cursos específicos de formación frente a agentes infecciosos, en horario laboral, y que se realicen dentro de un plan de reciclaje y formación semestral con contenidos actualizados.

Por último, CSIF, una vez finalizado el estado de alarma, vuelve a reivindicar un reconocimiento por el esfuerzo realizado y que siguen realizando, los profesionales del Sescam, “ya que aunque finaliza el estado de alarma, nuestro trabajo en relación con el Covid-19 continúa”. Así, la compensación de días de permiso o plus de penosidad, reconocimientos salariales asociadas a las gratificaciones extraordinarias de la Ley 4/2011, el pago del 100% de la productividad variable en el 2020 o el abono de retribuciones en concepto de guardias, noches y festivos planificadas durante una contingencia profesional por Covid-19 son algunas de las medidas que debe implantar el Sescam.