Opinión

¡Difícil labor conociendo a nuestras AA.PP!

La nueva Oficina Independiente de Regulación y Supervisión de la Contratación Pública ¿Una nueva oportunidad fallida?

Jesús Antonio Rodríguez Morilla

10/01/2020

(Última actualización: 10/01/2020 21:20)

Imprimir

Bienvenido dicho Organismo creado por indicaciones de Bruselas ante los acumulados y tamaños dislates surgidos durante años en la obra pública española.

Una de las pretensiones básicas reseñada en su Informe de 430 páginas se refiere al diseño de un nuevo sistema de gobernanza a través de la supervisión de la contratación pública. ¿?

¿Qué tipo de supervisión y con qué alcance?, ya que los datos expuestos en el citado Informe, no dejan de ser harto conocidos por aquellos que frecuentan el sector.

No tengo el gusto de conocer a la presidenta del citado Organismo, y me gustaría augurarle éxitos en su gestión, por el bien de nuestra economía, pero me temo que es sumamente consciente de lo que supone atisbar, aunque sea de lejos, el “establishment” o “lobbies”, de los más fuertes existentes en el sector.

Creemos, a la vista de la experiencia acumulada en los últimos 20 años, será de ardua tarea y alcance, lo que espera a un Organismo cuyas funciones previstas corren muy de la mano de otras que ya son detentadas en el manejo de datos similares y cuyos resultados conocemos.

Ahora bien, si entre sus proyectos existe alguna fórmula sujeta a nuevos reajustes institucionales qué desconocemos, pero destinados a desenredos conocidos, repito ¡Bienvenidos!

A este respecto, estimamos, qué la creación en su día del Tribunal De Recursos Contractuales, supuso la inclusión de un previo orden jurídico ante la existencia de presuntas irregularidades por parte de algunos licitadores, aunque conllevara una especie de furor de recursos entre los mismos y retrasos como consecuencia de las interposiciones, pero aportando a su vez una discriminación positiva para los Tribunales.

Del escrito de presentación de La Nueva Oficina Independiente Organismo, me he permitido seleccionar la expresión citada de: patología, y añado, por cierto, crónica, y qué se corresponde con la mayoría del devenir de las licitaciones importantes, donde se producen las llamadas “bajas temerarias o rabiosas”, recurso habitual de ciertos licitadores qué a la exclamación ¡tendremos qué resarcirnos de la misma!, recurren con inadecuadas praxis al estudio previo y concienzudo del contenido de un Proyecto, probablemente técnicamente deficiente, qué provoque un Modificado posterior.

En recientes declaraciones a un diario madrileño, se señala, la inicial escasez de medios puestos a disposición y que volverán los mismos a concurrir junto a otras respuestas a tenor de una posterior y cruda realidad, ajena a los resultados esperados.

Y es que las AA.PP. son excesivamente complejas,

Confieso que he leído el Informe, eso sí, en visión diagonal, debido a su complejo contenido, y resultar el mismo, además de familiaridad habitual.

En otro orden de cosas, me parece bien qué opte por seguir el formato expositivo del Tribunal de Cuentas, pero si en algo no se puede convertir el nuevo Organismo es en un banco de datos sujeto a un índice de patologías sobradamente conocidas.

Conocidas, debido a qué el sector ha pasado por periodos de hambruna contractual, qué le ha obligado a reinventarse en variedad de formas, muchas a veces irregulares y conocidas, pero ahí siguen.

Me llama la atención la mención coordinación con el Sector Público, además de otras actividades, citándose la existencia de 35 a 40 Entidades, en parecidas órbitas competenciales.

¡Difícil labor conociendo a nuestras AA.PP!

Ojalá para beneficio de todos, comience a sonreír pronto el éxito, sobre todo, cuando de un tiempo a esta parte, parecen extrañas, enfriadas y hasta ausentes, ciertas irregularidades comunes hasta no hace mucho

No debemos olvidar algunos recordatorios Por ejemplo, en las Islas Afortunadas, Obras de una Presa. Después de 10 años adjudicada, avanzadas sus obras, y la memoria no me falla, se contrata por procedimiento de urgencia en forma directa y sin concurso público abierto.

El “mal fario” de la SE-40 en Sevilla. No sé, cuánto tiempo acumulado en retrasos entre diversas opciones y ninguna óptima.

¿Y qué podemos argumentar sobre las prácticas colusorias y las bajas temerarias?

Según Seopan, la baja media superaba el 30% en los últimos cinco años.

Causa probable, deficiencias qué surgen a menudo en la redacción de los proyectos, y qué el Tribunal Superior de Justicia de Galicia, calificó de groseras en el Proyecto de la Cidade de la Música.

Contínuas distorsiones qué se vienen produciendo en el mercado de la obra pública, la figura jurisprudencial del enriquecimiento injusto proveniente de comportamientos poco éticos.

No debe decaer en ningún momento el comportamiento tenaz de Judicaturas. Fiscalías, y Poderes Adjudicadores, con sus comportamientos tenaces, junto a Medios informativos, constituyen pilares de higiene en el mercado de la obra pública.

Jesús Antonio Rodríguez Morilla

Doctor en Derecho (Cum Laude)