Nacional

La sequía es el riesgo que más ha afectado a este cultivo

Agroseguro ha abonado cerca de 13 millones de euros de indemnizaciones de girasol, el 85% de previsión total para ese cultivo

La indemnización total prevista para girasol asciende a 15 millones de euros, una cantidad record para este cultivo en la historia del seguro agrario

La Comarca

07/11/2019

(Última actualización: 07/11/2019 21:10)

Imprimir

Las escasas precipitaciones que se han registrado a lo largo del año han provocado un siniestro importante de sequía en girasol. Con la campaña prácticamente concluida, se han recibido declaraciones de siniestro de 180.000 hectáreas de cultivo. La extensión de superficie afectada, junto con los elevados daños, hacen que la previsión de indemnización para el girasol alcance los 15 millones de euros, una cifra récord para este cultivo en la historia del seguro agrario.

De acuerdo con el objetivo de agilizar al máximo las indemnizaciones, Agroseguro ya ha abonado a los asegurados 13 millones de euros (más del 85% del total). En los próximos días se irá finalizando el pago hasta alcanzar la totalidad.

Los productores de las comunidades autónomas de Castilla y León y Castilla-La Mancha son los que han sufrido los mayores daños, acumulando estas dos comunidades más del 92% de los pagos realizados.

Con el objetivo de ofrecer el mejor servicio a los asegurados, Agroseguro ha planificado la gestión de los siniestros reforzando los equipos periciales y trabajando, además, para adelantar el pago de las indemnizaciones.

Recordamos que este año nuevamente la sequía ha afectado, además de al girasol, a todos los cultivos herbáceos extensivos. La indemnización total prevista para el conjunto de la línea de seguro asciende ya a 110 millones de euros lo que da una clara idea de la intensidad del evento.

Agroseguro

El sistema español de Seguros Agrarios Combinados ofrece cobertura al sector agrario frente a los daños causados en las producciones agrícolas y ganaderas por siniestros de diversa naturaleza. Las condiciones climáticas extremas y cambiantes y los perjudiciales efectos que tienen en las cosechas ponen de manifiesto la conveniencia de proteger las explotaciones con un seguro agrario que permita hacer frente a estas situaciones.