Opinión

Lo posible, lo probable y lo deseable

Casi 4.000 millones de euros en ayuda española al exterior en 2016

Cantidad en un 0,27%, inferior a la del año 2009 y superior a la del 2015, de los ingresos nacionales brutos

Jesús Antonio Rodríguez Morilla

12/04/2019

(Última actualización: 14/04/2019 10:59)

Imprimir

El Pleno del Tribunal de Cuentas, acaba de hacer públicas las cuentas de nuestra Ayuda al Desarrollo, a través de la Agencia Española de Cooperación Internacional durante 2016.

Del análisis llevado a cabo, se menciona la ausencia de manuales de procedimiento actualizados en relación con la concesión, tramitación, y adaptados a los procedimientos actuales.

Por otro lado, no se recogen como hubiera sido relevante, los beneficiarios de becas (391), por un valor superior a los 5 millones de euros.

En cuanto a la concesión de Subvenciones, se encuentran deficiencias en cuanto a la concesión y justificación de las mismas. Deficiente pues, en la elevada y precariedad de falta de información en un alto número de ayudas.

Tanto o igual cabe decir del análisis de la eficacia, eficiencia y economía, destinado a estas subvenciones, al no haberse efectuado un uso adecuado de los instrumentos previstos en la normativa, existiendo incoherencias entre las memorias presupuestarias y los estados de gasto.

En materia de transparencia, realza ausencia documental con información estadística para valorar una carta de servicios, la cual incluya el grado de cumplimiento y calidad, así como datos sobre beneficiarios de determinadas subvenciones, reintegros o procedimientos sancionadores.

A juicio del Autor, lo anteriormente enjuiciado no llega a lo deseable. Más bien, parece estar más cercano, a lo probable o a lo posible.

Además, en épocas de “vacas flacas”, se hace exigible para el país donante, la desaparición de las anomalías aparentes relacionadas básicamente con la aparente falta de control en el destino final de la ayuda, las cuales, pudieran facilitar los fraudes acostumbrados en connivencia o no con las mafias locales.

No basta con esgrimir números consistentes en el grado de ayuda prestada, si no va acompañado del estudio de la correspondiente estrategia de ayuda a desarrollar, y las garantías y experiencia pertinentes.

Jesús Antonio Rodríguez Morilla

Doctor en Derecho (Cum Laude)

Diplomado en Estudios Avanzados U.E.

Caballero de Mérito por Real Orden Noruega