Puertollano

La Policía Local realizará controles aleatorios en diversos puntos de la ciudad

Campaña de control de cinturones de seguridad infantil esta semana en Puertollano

Se pretende concienciar de que el uso del cinturón de seguridad y de los SRI resulta útil en cualquier trayecto corto o largo

La Comarca

12/03/2019

(Última actualización: 13/03/2019 08:37)

Imprimir

La Policía Local durante esta semana realiza una campaña de control de cinturones de seguridad y sistemas de retención infantil con controles aleatorios en diversos puntos de la ciudad, con especial incidencia en las proximidades de los centros educativos, además de reforzar la inspección durante los trayectos diarios.

Se pretende con este tipo de campañas concienciar que el uso del cinturón de seguridad y de los SRI resulta útil en cualquier trayecto corto o largo, urbano e interurbano. Todos los ocupantes de un vehículo deben ir sujetos con su sistema de retención adecuado

Se trata de una nueva campaña de la Dirección General de Tráfico (DGT), y a su vez a la organizada por Tispol, la Policía Europea de Seguridad Vial, que dentro del espacio de la UE quiere incidir en la importancia básica de estos sistemas.

Información a los conductores

La vigilancia será generalizada por todos los agentes de la Policía Local dando una información detallada entre los conductores de vehículos en lo relativo a los objetivos de la campaña.

Se persigue dar a conocer los riesgos que corren los menores cuando no se utilizan correctamente las sillitas en los automóviles. Cuantificar los beneficios y mejoras en la seguridad vial cuando se utilizan bien estos dispositivos.

Además se busca concienciar a los padres no sólo de la importancia de utilizar estos dispositivos, sino de hacerlo bien y fomentar la seguridad infantil, sumándose al objetivo de la DGT ‘Cero niños fallecidos sin Sillitas’, en su reciente Plan Estratégico de Seguridad Vial 2011-2020.

Alta siniestralidad

Todos los menores fallecidos que viajaban como pasajeros en un turismo, perdieron la vida en accidentes ocurridos en poblaciones con menos de 50.000 habitantes que provocaron el 79,48% de los heridos graves.

Tras analizar datos de siniestralidad infantil facilitados por la DGT con un total de 7.980 víctimas entre 0 y 14 años en años anteriores, los resultados muestran que los niños que perdieron la vida en accidentes de tráfico viajaban por vías de municipios con menos de 50.000 habitantes. Debemos tener en cuenta estos datos porque estas zonas representan el 47,5% del total en España, según datos del Instituto Nacional de Estadística.

Según los datos de siniestralidad de la Dirección General de Tráfico (DGT) de 2017, en vías interurbanas fallecieron 17 menores de 12 años y 76 tuvieron que ser hospitalizados, de los cuales 9 no llevaban ningún Sistema de Retención Infantil (SRI) o cinturón de seguridad (33,51%) y de 0 a 4 años (31,21%).

El uso de sistemas de retención en los más pequeños sigue siendo una tarea pendiente para los conductores españoles ya que en la última campaña sobre el uso de los SRI, realizada durante siete días el pasado mes de octubre, se detectaron 189 menores que viajaban sin utilizar ninguno de estos sistemas. El uso de la silla infantil es clave para garantizar la seguridad de un niño cuando viaja en coche porque reduce el riesgo de muerte entre un 50% y un 75% y el de lesiones en un 90%.

Una vez más, las carreteras convencionales o secundarias son las zonas donde más peligrosas para conductores y ocupantes. Del total de niños víctimas en municipios de menos d habitantes, el 52% corresponden a este tipo de vías donde se registraron 8 fallecidos y 71 heridos hospitalizados. El 31% de las víctimas se produjeron en autopistas y autovías con 7 fallecidos y 20 heridos graves, mientras que el 16,8% corresponden a vías urbanas.

El uso de sistemas de retención en los más pequeños sigue siendo una tarea pendiente para los conductores españoles ya que en la última campaña sobre el uso de los SRI, realizada durante siete días el pasado mes de octubre, se detectaron 189 menores que viajaban sin utilizar ninguno de estos sistemas. El uso de la silla infantil es clave para garantizar la seguridad de un niño cuando viaja en coche porque reduce el riesgo de muerte entre un 50% y un 75% y el de lesiones en un 90%.