Opinión

Artículo de opinión de UGT

UGT gana las elecciones en Alcázar de San Juan, pero menos

UGT

20/12/2018

(Última actualización: 22/12/2018 13:42)

Imprimir

Ante la nota de prensa difundida por UGT en la que acusa a CC.OO. de mala fe por, según ellos, realizar una actividad legal y reconocida por la Ley Electoral General, al acusarnos de haber repartido papeletas de votación entre los trabajadores y anular en la Mesa electoral de Funcionarios 6 de ellas, porque, dicen, "la tinta es más oscura", arrojando los resultados siguientes: UGT 48 votos y 3 delegados. SPL-CLM 36 votos y 3 delegados. CC.OO. 34 votos y 2 delegados y CSIF 18 votos y 1 delegado, todo esto con el acta aún sin hacer por la mesa; ante esto, no tenemos menos que responder contundentemente, y todo ello por lo siguiente

CC.OO. no ha repartido papeletas de votación para las elecciones de funcionarios y un laudo arbitral o un juez dirán si esas 6 papeletas injustamente anuladas, desde nuestro punto vista, son válidas, ya que en ningún caso hay tachaduras o enmiendas en ellas, el voto fue secreto y la intención de los votantes muy clara. Quizá los miembros de la Mesa no lo sepan, pero los representantes de los sindicatos sí que son conscientes de que dicha anulación no saldrá adelante con toda probabilidad. Ello supondrá, en caso de que el laudo arbitral diese la razón a Comisiones Obreras, una variación de los resultados que quedaría como sigue:

UGT 48 votos y 3 delegados. CC.OO. 40 votos y 3 delegados.

SPL-CLM 36 votos y 2 delegados. CSIF 18 votos y 1 delegado.

Debemos reconocer y felicitar a UGT por haber ganado las elecciones sindicales de funcionarios, pero no sin antes destacar que a pesar de presentarse un sindicato menos, UGT solo ha ganado 5 votos sobre las elecciones de 2014, aunque esos 5 votos le hayan supuesto el rédito de un delegado más. El SPL-CLM incrementa sus resultados en 6 votos y obtendría el mismo número de delegados, mientras CSIF baja 3 votos y mantiene 1 delegado; pero si hay un verdadero vencedor en estas elecciones, ese es CC.OO., ya que de 18 pasa a 40 votos y triplicará sus delegados. Por tanto, con 8 votos de diferencia y los mismos delegados, no tenemos ningún empacho en darles la enhorabuena por ese triunfo.

Además, en cuanto a la acusación de utilizar "malas artes" por la distribución de propaganda electoral a los trabajadores mediante la forma conocida como "mailing", nos quedamos aún más sorprendidos, ya que la Ley contempla esa posibilidad dentro del periodo establecido para la campaña electoral o periodo de propaganda electoral y en ella se incluye la papeleta de votación, del mismo modo que en cualquier campaña electoral política los distintos partidos llenan nuestros buzones de esa propaganda. Nosotros no tenemos que dar ninguna información que descubra nuestra estrategia, como nadie haría. La propaganda electoral y las papeletas las ha pagado CC.OO., y no será ilegal cuando ellos una vez enterados del reparto que –legalmente- estábamos haciendo corrieron a repartir sus papeletas (las que tenía preparadas la Mesa para la votación) del mismo modo, pero diciendo a los trabajadores que las de CC.OO. no eran válidas. ¿No será que los nervios tan a flor de piel atacan desaforadamente y, por un delegado más o menos se desatan compulsivamente? Y, ¿no será que lo que les ha pasado es que no han hecho el trabajo y les ha molestado que alguien les tome la delantera

La acción sindical de CC.OO. ha sido impecable, digan lo que digan.

UGT