Región

Según informa la Asociación en Defensa de la Economía Responsable de Almendros

El TSJ advierte de sanción disciplinaria a la Junta por no enviar el expediente de la macrogranja porcina de Almendros

La Consejería ha incumplido el plazo dado por el alto tribunal para enviar el expediente que autoriza ambientalmente la macrogranja

La Comarca

05/11/2018

(Última actualización: 06/11/2018 10:21)

Imprimir

El Tribunal Superior de Justicia de Castilla-La Mancha se ha dirigido por segunda vez a la Consejería de Medio Ambiente para que envíe el expediente de la polémica macrogranja de Almendros que ha sido recurrido por los vecinos de este municipio conquense al detectarse en él múltiples deficiencias.

Se trata de una segunda notificación que recibe la Junta por este mismo asunto. A principios de septiembre el TSJ resolvió admitir a trámite el escrito presentado por la Asociación e instó a la Junta a que, en un plazo de 20 días, enviará el expediente ambiental en el que se sustenta la autorización de esta granja.

La asociación ADERA, que paga su defensa con las cuotas de más de un centenar de sus asociados, se constituyó para defender “un atropello ambiental y un escándalo político” que se sustenta básicamente en el interés económico de Incarlopsa – la cárnica situada a escasos 15 kilómetros de la granja y copromotora de la misma- y el alcalde del municipio, Acisclo Jiménez, del PP, que ha vendido sus tierras para facilitar la construcción de esta esta explotación.

Transcurrida con creces y sin éxito la fecha dada por el alto tribunal a la Junta recibir el expediente, el TSJ ha vuelto a enviar a la Consejería de Agricultura y Medio Ambiente un requerimiento en el que le concede diez días, con la advertencia de sanción disciplinaria.

La macrogranja de Almendros ha producido una importante polémica en la provincia de Cuenca por las múltiples deficiencias que la rodean y cuyos fundamentos fueron remitidos a la Consejería de Agricultura Medio Ambiente que, a tenor de los hechos, -aseguran en ADERA-“quieren dejar pasar el tiempo sin entrar en el fondo del asunto, conocedores de las deficiencias, y esperar a que transcurran las próximas elecciones y sea en última instancia un tribunal quien determine”.

ADERA ha solicitado de nuevo una reunión con el viceconsejero de Medio Ambiente para tratar sobre las denuncias planteadas que han sido firmadas y avaladas por un equipo multidisciplinar integrado por técnicos industriales, medioambientales, expertos en minería e hidrología y sobre las cuales la Consejería no ha querido entrar.

Esta falta de determinación política para abordar el fondo de la cuestión por parte de la Consejería, (PSOE) unida a la participación del alcalde (PP), en su doble calidad de cargo público y propietario de terrenos que pudiera tener derivaciones penales inquieta especialmente al municipio que observa una aparente colusión de intereses de la que el único beneficiado es Incarlopsa

Indigna sobre manera la posición de silencio, falta de transparencia y cinismo del propio alcalde, que se beneficia de la venta de unos terrenos y sitúa en exclusiva la responsabilidad administrativa en la Junta.

“Si esa situación la planificara Incarlopsa para que le resultase como se observa, es imposible que le hubiera salido mejor”, sostienen.