Puertollano

Vuelve a las salas de su ciudad natal con una exposición por primera vez desde 2005

Jesús Arévalo regresa a Puertollano con impresiones urbanas en Carbono Puro

Durante este tiempo ha compaginado su labor docente en el Museo Manuel López Villaseñor de Ciudad Real con su desarrollo creativo

La Comarca

10/06/2018

(Última actualización: 11/06/2018 10:00)

Imprimir

Con las pinceladas de Jesús Arévalo Lorido transitamos en nuestro imaginario por las calles de Nueva York, Chicago, San Francisco o rincones de Japón en una exposición en Carbono Puro (Avenida Primero de Mayo, 46), con la que el artista puertollanense regresa a las salas de su ciudad natal después de una larga ausencia desde el 2005, fecha de su última muestra individual en Puertollano.

Árévalo ha compaginado su labor docente en el Museo Manuel López Villaseñor de Ciudad Real con su desarrollo creativo, que en esta ocasión se ha adaptado al espacio expositivo con una muestra de impresiones inventadas que han partido de instantáneas que han servido de soporte para iniciar su trabajo creativo.

Miradas urbanas

Calles que laten de aroma urbano, de colorido, de cartelería que forma parte de la escenografía cotidiana. Unos niños conversan a las puertas de un bar repleto de rotulados de Coca Cola o Sevep Up, personajes anónimos que transitan por algunas de las grandes manzanas norteamericanas, mientras que una infinidad de vehículos acaban por completar nuestra mirada entre los rascacielos.

Una buena oportunidad para reencontrarnos con la obra de Jesús Arévalo, esta vez en Carbono Puro que de nuevo abre sus puertas a la creatividad, a los artistas locales y a la cultura hecha en Puertollano.