Región

En una rueda de prensa en Ciudad Real

CCOO lucha contra la desigualdad y la discriminación, "cuya expresión más atroz es la violencia contra la mujer"

Exige la puesta en marcha de medidas para erradicar "la flagrante desigualdad y discriminación"

La Comarca

22/11/2017

(Última actualización: 23/11/2017 09:35)

Imprimir

CCOO exige la puesta en marcha de medidas para erradicar la flagrante desigualdad y discriminación entre mujeres y hombres que hoy día sigue existiendo en la sociedad y en el seno de las empresas y cuya expresión más atroz es la violencia contra las mujeres.

En rueda de prensa hoy en Ciudad Real, la secretaria regional de Mujer e Igualdad de CCOO CLM, Rosario Martínez, y el secretario general de CCOO de Ciudad Real, José Manuel Muñoz, han presentado en rueda de prensa sendas campañas puestas en marcha por el sindicato en materia de igualdad y contra la violencia machista.

CCOO de Castilla-La Mancha inició hace unas semanas la “Campaña formativa en igualdad” dirigida a los representantes legales de los trabajadores y trabajadoras, especialmente a quienes están en las mesas de negociación, con el objetivo de avanzar en la consecución de una igualdad real y efectiva en el seno de las empresas.

“La negociación colectiva está en el ADN de CCOO, es la mejor y mayor herramienta para reducir las brechas de género y la desigualdad y discriminación existentes”. Y para que los convenios colectivos que se negocian, los planes de igualdad y los protocolos de actuación “protejan de manera más efectiva a las trabajadoras y trabajadores, es fundamental una buena formación de quienes están en las mesas de negociación”, señala Martínez.

En el marco de esta campaña formativa, el próximo miércoles 29 de noviembre, CCOO de Castilla-La Mancha, a través del Aula de Estudios Laborales y de Seguridad Social UCLM-CCOO, va a impartir en Ciudad Real, en la Facultad de Letras, el curso "Planes de igualdad como obligación empresarial".

Una acción formativa que el sindicato va a llevar a cabo en todas las provincias de la región, en Guadalajara se hizo la semana pasada, en Cuenca será el 12 de diciembre, y en Albacete y en Toledo el 12 de enero.

Se están desarrollando además tres cursos on-line, también a través del Aula de Estudios Laborales y de Seguridad Social UCLM-CCOO, y que son “Medidas de conciliación y corresponsabilidad en la vida familiar, laboral y personal”, “Planes de igualdad” y “Riesgos psicosociales en el trabajo”. Comenzaron el pasado 20 de octubre y finalizarán el próximo 20 de diciembre y en los que participan más de 500 trabajadores y trabajadoras de la región, un 20% de ellos de la provincia de Ciudad Real.

Asimismo, CCOO ha editado una guía práctica sobre planes de igualdad en las empresas, que ha sido elaborada por Mª José Romero, decana de la Facultad de Relaciones Laborales y Recursos Humanos de la UCLM en Albacete.

La secretaria regional de Mujer e Igualdad ha remarcado que CCOO “queremos acercarnos también a los centros de trabajo, ir a las empresas más feminizadas, porque queremos concienciar a trabajadores y trabajadoras, a delegados y delegadas y a las propias empresas de la importancia y beneficio de trabajar en materia de igualdad. En las empresas donde hay mayor igualdad, la gente está a gusto trabajando y la empresa es más competitiva”. El sindicato ya ha iniciado estas visitas a empresas.

Para CCOO es una prioridad romper con las brechas de género, entre ellas la brecha salarial que es del 29%, y con la precariedad laboral.

Precisamente esta discriminación que sufren las mujeres con respecto de los hombres es una forma de violencia en el trabajo, ha manifestado Martínez, quien ha denunciado que hay empresas que en las entrevistas de trabajo preguntan a las mujeres sí están casadas o tienen hijos, -algo que a los hombres no-; o bien directamente prefieren no contratar a mujeres que están en una determinada edad; así como la existencia de mayores complementos para los varones dentro de una misma categoría (con una diferencia de hasta más de 500 euros). Una violencia en el ámbito laboral que en muchos casos no se denuncia.

La secretaria regional de Mujer e Igualdad de CCOO CLM ha hecho hincapié en que “para erradicar la desigualdad entre mujeres y hombres en la sociedad y en las empresas es prioritario el papel del sindicato, establecer medidas concretas que favorezcan la igualdad y que estas medidas sean eficaces y válidas”.

En este sentido, Martínez ha destacado la necesidad de que en las empresas se elaboren planes de igualdad, no solo en las de más de 250 trabajadores y trabajadoras que son las que por ley están obligadas a hacerlo, sino en todas ellas, así como que en los convenios colectivos se incorporen medidas para mejorar la igualdad.

Castilla-La Mancha tiene un tejido productivo en el que la gran mayoría de empresas son pequeñas y medianas. En Ciudad Real hay unas 20.000 empresas activas, solo 38 superan 250 trabajadores, y de estas 38 tenemos constancia de que 6 cuentan con un plan de igualdad.

Asimismo, ante la conmemoración del Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra las Mujeres el próximo 25 de noviembre, Martínez ha insistido en condenar la violencia machista. 5 mujeres han sido asesinadas en la región en lo que llevamos de año según las cifras oficiales, aunque en realidad han sido 7 los asesinatos machistas, a los que hay que sumar los de 2 menores.

Por su parte, el secretario general de CCOO de Ciudad Real ha explicado que el sindicato ha puesto en marcha en la provincia una campaña informativa sobre los derechos y las medidas laborales dirigidas a las trabajadoras que sean víctimas de violencia de género. El sindicato ha elaborado dípticos informativos y quiere llegar a todos los centros de trabajo de la provincia.

Las mujeres víctimas de violencia machista tienen derecho a reducciones de jornada de trabajo, reordenación del tiempo de trabajo, de movilidad geográfica, derecho a suspender el contrato con reserva del puesto de trabajo o extinción del contrato a instancias de la víctima, entre otros.

“La violencia machista es el resultado más extremo y dramático de la discriminación y de las desigualdades estructurales entre mujeres y hombres. Una desigualdad que ha ido en aumento en un mercado laboral injusto en el que un 80% de temporalidad la sufren las mujeres, donde más del 72% de los contratos parciales están hechos a mujeres”.

“Esta desigualdad ha agravado el problema de la violencia contra la mujer”, denuncia Muñoz, quien ha insistido en la necesidad de un nuevo contrato social.

Adjuntos

Martínez - Igualdad:

Muñoz - Desigualdad: