Turismo CLM

Tras la Semana Cultural de la localidad

El pregón en la Ermita de los Enebrales da paso a la alegría agallonera en Tamajón

Lo pronunció el senador, Juan Antonio de las Heras, en un templo abarrotado de fieles

La Comarca

19/08/2017

(Última actualización: 19/08/2017 20:33)

Imprimir

Después de una Semana Cultural que Tamajón ha vivido intensamente, a las doce de la noche, cuando el viernes se convertía en sábado, tenía lugar el pregón, que pronunciaba el senador Juan Antonio de las Heras, en una Ermita de la Virgen de los Enebrales abarrotada para la ocasión.

La fiesta de Tamajón tiene mucho que ver con la devoción tamajonera por 'La Serrana'. Así, a partir de las once de la noche, cientos de agalloneros salían del pueblo con linternas, como manda la tradición, para recorrer andando los casi dos kilómetros que separan el casco urbano de la Ermita. La asistencia de público mostraba que las fiestas de Tamajón nacen verdaderamente de la noche del pregón en la Ermita, destacando el hecho de ser pregonadas en una Ermita, lugar sagrado, situado además en un paraje mágico.

Una vez allí, precedido por el párroco local, tomaba la palabra el alcalde de Tamajón, Eugenio Esteban. Su primera intervención fue de condena y repulsa por los atentados acaecidos en Cataluña en estos días. El regidor mostró la solidaridad agallonera con el pueblo de Barcelona y el de Cataluña, y recordó que, en el Ayuntamiento de Tamajón, las banderas ondean a media asta. Se refirió también Esteban a la Hermandad de la Virgen de los Enebrales, de reciente creación. “Se hacía necesaria su refundación. Lo demuestra la ilusión con la que todos los socios hemos comenzado esta nueva etapa. Su cometido principal es del de cultivar y promover el culto a La Serrana, y cuidar, conservar y enriquecer el templo y su patrimonio, que es el patrimonio del pueblo de Tamajón”, destacó.

Además, el alcalde de Tamajón hizo público que, por acuerdo unánime de la Junta rectora de la Hermandad, se ha nombrado a los Gaiteros Mirasierra, que llevan dos décadas poniéndole la banda sonora a las celebraciones más entrañables de la villa agallonera como Socios de Honor. “Desde hace 20 años, no nos han fallado nunca. Animan el Mercado Medieval y siempre están cuando les necesitamos. Es su mérito el éxito que está teniendo el certamen de villancicos de las navidades, y queremos agradeceos en este acto, en nombre de Tamajón, la dedicación que nos prestáis, de manera altruista”, resaltó Eugenio Esteban. Posteriormente, la presidenta de la Hermandad, Elvira Gamo, después de recordar todas las actividades que ha llevado a cabo la entidad desde su refundación, las que pretende poner en marcha próximamente, y de dar las gracias a Tamajón por la respuesta que ha tenido desde su creación, les hizo entrega de una placa con el reconocimiento, ante el aplauso unánime del público asistente. Antonio Garrido, en representación del grupo, hizo lo propio con el pueblo de Tamajón.

Sobre el pregonero, Eugenio Esteban alabó su amistad y su trabajo por la provincia en el Senado, antes de darle la palabra.

Y ya en el pregón, el senador calificó de “honor” la oportunidad que le concedía el pueblo de Tamajón. En un primer inciso, De Las Heras destacó la generosidad, la entrega, la dedicación y la solidaridad que se dan en los concejales y alcaldes de pueblos pequeños, con pocos recursos y habitantes, que se convierten en hombres y mujeres para todo y a cambio de muy poco, o prácticamente de nada. “No están liberados, no perciben ni tan siquiera una pequeña compensación económica por su dedicación a los problemas de sus convecinos, incluso a veces sólo reciben críticas y reproches. Por eso, para todos ellos y, especialmente para Eugenio Esteban y sus concejales, enhorabuena por vuestro esfuerzo y dedicación”, dijo.

Se refirió después el pregonero a Ortega y Gasset, quien en sus 'Notas de andar y ver por tierras de Castilla', decía que “cuando llegue la liquidación de los tiempos, no habrá oro en este mundo para pagar a las buenas gentes de las serranías pobres de Guadalajara y de Soria”, “algo que viene perfectamente al hilo de mi anterior comentario”, siguió.

Y, por último, recitó el pregonero unos versos del gran poeta, Jesús García Perdices, extraídos de su libro dedicado a la Virgen de los Enebrales, que empiezan: “Tu ermita es apeadero, camino del Ocejón; cuando la ve, el montañero, siempre reza una oración. A veces dicha plegaria, sin palabras se musita. Es sencilla y solitaria, como también es tu ermita”. De las Heras terminó el pregón con los vivas a la Virgen de los Enebrales y a Tamajón.

Cinco peñas de fiestas hicieron ofrenda floral a la Virgen. Fueron La Mínima, Estamajo, Whissy´n, Los Turutas, y Porkycasino, además del Ayuntamiento y un buen número de fieles, a título particular. Finalmente, los agalloneros cantaron juntos el himno de la Virgen de los Enebrales, en el momento más emotivo del pregón. “Oh Virgen de los Enebrales, patrona de esta villa, jamás nos desampares, en esta pobre vida. Se siempre nuestra madre, se siempre nuestra guía, en este triste valle, de lágrimas y espinas. Salve, reina de hermosura, refugio del pecador, origen de la dulzura y fin de nuestro dolor”. Antes de dejar la Ermita, todos los presentes se acercaron al altar, para mostrarle su devoción a ‘La Serrana’, besando su manto.