Puertollano

En la tercera edición del concurso de tapas

Dieciséis establecimientos de Puertollano aspiran al "Palillo del Oro" del concurso "Yo soy tapeador"

Entre los tapeadores que tengan el 100% de los dípticos de los establecimientos sellados se sorteará un viaje

La Comarca

21/04/2017

(Última actualización: 22/04/2017 13:54)

Imprimir

Dieciséis establecimientos hosteleros participan durante los dos próximos fines de semana en el III concurso de tapas “Yo Soy Tapeador”, que organiza la Federación de Empresarios (FEPU) en colaboración con el Ayuntamiento de Puertollano.

Un concurso que aumenta en calidad, como ha indicado el concejal de promoción económica, Carlos Mora, y en número de participantes que aspiran al “Palillo de oro”, que reconocerá al ganador de este certamen.

Un reclamo turístico y de promoción económica con el que, a la vez, el público podrá llevarse un buen sabor coincidiendo con el inicio de la feria de mayo.

Actividades para niños

La concejalía de juventud colabora con este evento y se instalarán hinchables esta tarde y mañana sábado en las plazas del Mercado, María Auxiliadora y Villarreal. Se trata de combinar el ocio de los padres con la diversión de sus hijos, como ha explicado Carlos Mora, que también adelanto que se realizarán talleres infantiles en la plaza Villareal con juegos tradicionales, deportivos, musicales y pintacaras, de siete de la tarde a once de la noche de este viernes y de doce y media a cuatro y media de la tarde el sábado.

Tapas a 1,50

Habrá tres premios o distinción honorífica con diploma para la “Mejor Tapa” y cada establecimiento identificará una tapa concursante que tendrá un precio de 1,50 euros y que se servirá aparte de la tapa habitual de cada consumición.

Los consumidores podrán validar su voto, tras probar al menos seis tapas de diferentes locales, con al menos seis sellos de los establecimientos del concurso. Entre los tapeadores que tengan el 100% de los dípticos sellados se sorteará un viaje.

Evolución en las cocinas

La presidenta de Fepu, Delia Ruiz Zorrilla, considera que el evento ha tomado bastante caché en la provincia y se consolida ya que los establecimientos cada vez se esmeran más y “van a por todas”.

Jesús López, en representación del sector hostelero, considera que un evento de estas características viene bien porque muchos clientes que no son asiduos acuden a otros locales y se crea un vínculo. “He notado una evolución y una implicación de las cocinas en la elaboración y preparación de las tapas y con ellas se pude tener entrantes, un primer y segundo plato y hasta un postre”.