Puertollano

Confederación Regional de discapacitados AIDICAM

Sepecam Puertollano entre otros edificios públicos que incumplen la Ley de Accesibilidad

Ángel Pablo Sendarrubias

02/12/2016

(Última actualización: 03/12/2016 19:09)

Imprimir

Aprovechando el día Internacional de las personas con discapacidad, 3 de Diciembre, la Confederación Regional de discapacitados AIDICAM denuncia que en el siglo XXI todavía existan edificios públicos inaccesibles para personas con movilidad reducida y tengan que hacer sus gestiones en el mejor de los casos y si el funcionario así lo estima oportuno desde la calle, como ocurre en Puertollano en la oficina del servicio de empleo público Estatal (SEPE) situada en la calle Pablo Neruda nº 8 de Puertollano, si ya es difícil para una persona con discapacidad encontrar un puesto de trabajo (solo el 28% lo tiene), pues en Puertollano tenemos la dificultad añadida de no poder ir ni a informarnos de las ofertas. Esta reivindicación no ha surgido hoy, desde sus inicios esta oficina es inaccesible.

La eliminación de barreras arquitectónicas es objetivo prioritario de las Asociaciones de Discapacitados Físicos, y por ello intentamos trabajar conjuntamente con aquellos Ayuntamientos, Organismos públicos, Empresas, Asociaciones de vecinos, etc. que así lo desean para tratar de hacer las ciudades lo más accesibles posible, somos conscientes de que por la antigüedad de algunos edificios, en algunas circunstancias el remedio para la accesibilidad es complicada y así lo reconocemos, pero cuando a estas dificultades se les une la falta de voluntad de las personas que están al frente de estas oficinas, organismos u edificios ahí es donde las Asociaciones nos revelamos, ¡para que queremos una ley de accesibilidad que no se hace cumplir!

Como es posible, que una oficina al servicio del ciudadano que lleva implantada durante tantos años en nuestra Ciudad siga siendo inaccesible, no entendemos la pasividad de los responsables, las personas con movilidad reducida que tienen que transitar estas oficinas tienen el mismo derecho que cualquier ciudadano a ser atendido de una manera digna.

AIDISCAM seguirá denunciando estas situaciones en las cuales nuestro colectivo se siente totalmente desprotegido.