Provincia

Comunicado de la plataforma de Bomberos de Emergencias de Ciudad Real

La plataforma de Bomberos de Emergencias de Ciudad Real solicita el cese inmediato del presidente y del gerente del consorcio del servicio de contraincendios y salvamento de la provincia

El desmantelamiento del Servicio y negligencia de su presidente pone en riesgo a la población civil

La Comarca

09/11/2016

(Última actualización: 14/11/2016 12:10)

Imprimir

Un año de incendiaria gestión del Servicio de Contraincendios de la nueva directiva del Consorcio de Emergencia Ciudad Real, con Julián Nieva - alcalde de Manzanares-, como Presidente y Santiago Salinas como Gerente, que ha provocado la división política y sindical en el seno del Consorcio, está a punto de finalizar con el despido arbitrario de 37 bomberos, de la provincia.

Tras la sentencia del Juzgado Nº 2 de Ciudad Real, en la que se obliga a la convocatoria de 37 nuevas plazas de bomberos, el Presidente ha decidido, unilateralmente y sin explicaciones tanto a los sindicatos como al resto de grupos políticos representativos en la Diputación, poner nombre y apellidos a 37 trabajadores -laborales indefinidos-, para ser despedidos y amortizar así las plazas, denegando el reconocimiento de más de 20 años de experiencia a la oferta de empleo público que judicialmente está obligado a ejecutar.

Una vez desmantelado el Comité de Empresa, ayer martes 8 de noviembre, en reunión de Presidencia del Consorcio con los agentes sociales, el Presidente Julián Nieva se negó a contestar a sindicato CSI-CSIF a las preguntas realizadas sobre la naturaleza del despido de esos 37 trabajadores laborales indefinidos, ya que a todas luces el Señor Nieva está utilizando dicha sentencia con mala fe para realizar un despido colectivo, que supondrá un grave perjuicio a las arcas públicas provinciales, y que se ha calculado en 2.700.000 en indemnizaciones más costas, amén de que todavía se encuentra en fase instrucción el desarrollo de la Oferta Pública, y que todos los gastos por desatinos del Presidente saldrán del bolsillo del erario ciudadano.¨

Julián Nieva, de esta forma, en vez de contar con los actuales Recursos Humanos más el refuerzo de nuevos bomberos necesarios para prestar un Servicio de Contraincendios de vital importancia para la ciudadanía y acabar así con las horas extras que realiza el personal, con el cansancio por falta de vigilia que estas suponen, pone en riesgo tanto vidas como puestos de trabajo necesarios para un Servicio de Contraincendios envejecido en la actualidad, despidiendo por empecinamiento y voluntad propia a 37 de los bomberos más jóvenes de la plantilla.

Es sospechoso que esas 37 personas que habrán de perder sus puestos pertenezcan a un mismo sindicato, por lo que podrían existir indicios de persecución sindical, así como que dicha oferta pública se realice sin haber consultado previamente ni a los representantes de los trabajadores ni a la propia Asamblea del Consorcio, el máximo órgano, imponiendo en la nueva oferta de empleo la falta de reconocimiento de los méritos que estos profesionales han aportado al servicio durante más de dos décadas, así como su precipitada convocatoria unos meses antes de que se cumplan las medidas cautelares que existen por parte del juzgado desde el 20 de octubre del presente año.

Además, el citado Presidente está anclado en la constante controversia y confrontación, tanto con la plantilla de bomberos como con los municipios de la Asamblea que se niegan a la pérdida del Servicio de estos profesionales y con la Justicia, por prevaricación con esta última y por el uso personal de recursos públicos del consorcio de emergencias.

Es por ello, por justicia y por servicio público a la ciudadanía, que la Plataforma de Bomberos de Emergencias de Ciudad solicita el inmediato cese de Julián Nieva, como responsable político, y de Santiago Salinas, como responsable técnico de personal, para EL Servicio recupere la normalidad fruto del diálogo y la transparencia, y que se garantice un servicio modernizado y dotado de los recursos humanos y materiales necesarios para la prevención y extinción de incendios en nuestra provincia.