Ciudad Real

Alumnos de los colegios Dulcinea del Toboso y Hermano Gárate han participado en el acto organizado por AFAMMER con sus mensajes en contra de la violencia de género

Carmen Quintanilla: “El amor no son celos ni control ni posesión, es libertad y respeto”

Ha recordado que nueve de cada diez adolescentes admiten haber ejercido violencia psicológica sobre su pareja

La Comarca

24/11/2015

(Última actualización: 26/11/2015 20:08)

Imprimir

La presidenta nacional de la Confederación de Federaciones y Asociaciones de Familias y Mujeres del Medio Rural (AFAMMER), Carmen Quintanilla, ha afirmado que “el amor no son celos ni control ni posesión, es libertad y respeto” en un claro mensaje al centenar de alumnos de 3º de Primaria y 4º de Secundaria de los colegios Dulcinea del Toboso y Hermano Gárate que han participado en el acto celebrado esta mañana por esta organización no gubernamental en la Plaza Mayor de Ciudad Real con motivo del Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra la Mujer que se conmemora mañana.

Quintanilla ha recordado que la violencia está presente cada vez más en la vida de los más jóvenes como lo demuestra el hecho de que nueve de cada diez adolescentes admitan haber ejercido violencia psicológica sobre su pareja, un dato reciente que, según ha señalado, “nos preocupa”. En este sentido, ha destacado la necesidad de que tanto padres y madres como profesores continúen su importante labor educando en igualdad, desde el respeto “porque controlar el móvil de tu pareja, sus horarios o sus redes sociales, también es violencia psicológica”.

Del mismo modo, ha destacado que tenemos que inculcar a los más jóvenes que “los celos no son una muestra de amor, sino de posesión y control” y que los insultos no se pueden justificar ni banalizar como “bromas o juegos o algo normal”, sino como lo que son, una falta de respeto que puede llevar a conductas violentas.

La presidenta nacional de AFAMMER ha valorado los avances legislativos que se han producido en los últimos años en materia de violencia de género como la inclusión de las víctimas de esta violencia en la Ley del Estatuto de la Víctima del Delito y en la Ley de Justicia Gratuita así como el reconocimiento de los menores como víctimas directas de violencia de género, con las mismas medidas de protección y de atención a las que tienen derecho sus madres.

En el acto, en el que también se ha tenido un recuerdo especial para las 48 mujeres que han sido asesinadas en este año 2015 y los 42 menores que han quedado huérfanos a causa de la violencia de género, un alumno y una alumna del colegio Dulcinea del Toboso y una alumna del colegio Hermano Gárate, en representación del resto de sus compañeros, han leído una redacción sobre cómo ven ellos la violencia de género, tras lo cual, todos los alumnos han colgado en el árbol de AFAMMER sus mensajes contra esta violencia. Mensajes que muestran la repulsa de los más pequeños y los más jóvenes hacia esta lacra y en los que se refleja el alto nivel de concienciación que ya va calando entre los escolares.

Junto a la presidenta nacional de AFAMMER, han asistido al acto la jefa de la Unidad de Violencia de Género de la Subdelegación del Gobierno en Ciudad Real, Ricarda Barato; la concejala del Grupo Municipal Popular, María José Calderón; la directora del colegio Dulcinea del Toboso, Ana Beatriz Sebastiá; las profesoras del colegio Hermano Gárate, así como personas anónimas que también se han querido sumar a este acto.

Entre los actos promovidos por AFAMMER con motivo del Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, esta organización no gubernamental ha redactado, como en años anteriores, un Manifiesto que se ha difundido en todos los actos que se están llevando a cabo por toda España en el que pide un mayor compromiso y sensibilización de las administraciones y de la sociedad en general para romper con el silencio que sigue rodeando a la violencia de género en el medio rural.