Comunicado de IU Ciudad Real ante el fallecimiento de Ana María Rubio

La Comarca

07/11/2015

(Última actualización: 08/11/2015 08:53)

Imprimir

Ha fallecido Ana María Rubio Trujillo, víctima de la enfermedad inmisericorde contra la que ha peleado durante año y medio.

Ana Rubio consagró su vida a la clase obrera, a los trabajadores y trabajadoras, al mundo del trabajo oprimido por el capitalismo. Esa fue su vocación, y esa ha sido su profesión durante décadas, desde la asesoría jurídica del sindicato Comisiones Obreras en Ciudad Real. Cientos, miles de trabajadoras y trabajadores de la provincia han sido

acompañados por ella y sus compañeras y compañeros en la lucha desigual por lograr una justicia, a veces insuficiente, en las relaciones laborales.

No contenta con lo anterior, durante toda su vida dedicó el resto de su jornada a la acción política en el seno del Partido Comunista de España y de Izquierda Unida desde su constitución en 1986, convencida de la necesidad de dirigir su esfuerzo no sólo a combatir las consecuencias del capitalismo atroz que nos deshumaniza, nos somete y nos desecha sino, irrenunciablemente, a propiciar un cambio social que llegue a poner

las leyes al servicio de la mayoría trabajadora y la economía al servicio de las personas:

el socialismo.

Ana Rubio ha desempeñado diversas responsabilidades en ambas organizaciones políticas, PCE e IU, a nivel local de Ciudad Real, provincial y autonómico. Más recordada públicamente como coordinadora local de Izquierda Unida de Ciudad Real entre 1999 y 2013, fue candidata a la Alcaldía en 2003. Su impulso personal y su capacidad de trabajo en equipo, animando las capacidades de las compañeras y compañeros, orientando desde su experiencia política y profesional, comprendiendo los

diferentes ritmos y limitaciones personales, han sido esenciales para que Izquierda Unida, durante tantos años sin representación institucional, desde 1999 hasta 2011, haya

mantenido su protagonismo permanente en la escena política local de la capital, significación que tantos años injustamente luego no se veía recogida en las urnas.

Tras la vuelta de IU al Ayuntamiento de Ciudad Real de la mano de Carmen Soánez, en

las vísperas del 14 de abril de 2013, conmemoración de la Segunda República Española,

Ana cedió el testigo de la coordinación local de IU Ciudad Real, sin dejar de colaborar ni de testimoniar su militancia y su experiencia, mientras sus fuerzas se lo han permitido. Su carácter fuerte y disciplinado en lo organizativo se ha complementado con

su ternura y sensibilidad hacia los más débiles, por la memoria histórica y contra las injusticias. Ana ha sido capaz de luchar como la que más y de emocionarse como la que

más, ante una bandera republicana de flores, durante los homenajes a los defensores de

la República en el cementerio de Ciudad Real, ante una canción,...

Que la tierra te sea leve compañera y que nadie olvide, aunque no la conociesen personalmente, que se nos va alguien imprescindible para entender la lucha obrera política y social y la defensa de los derechos laborales en la provincia de Ciudad Real.