Semana Santa CLM

El Viernes Santo fue el día de mayor afluencia turística, con 1.350 visitantes sólo ese día, seguido del Sábado Santo, con 1.242

La Semana Santa seguntina bate el récord de visitantes (4.665) desde que se registran estadísticas (1996)

La Comarca

09/04/2015

(Última actualización: 09/04/2015 22:41)

Imprimir

La ciudad de Sigüenza ha vivido la mejor Semana Santa turística de su historia, al menos desde que contabilizan las estadísticas (1996), superando el ya de por sí buen registro del año pasado en cuanto a número de visitantes (4.024). En total han sido 4.665 los turistas que acreditaron su paso por la ciudad en la oficina de Turismo entre el jueves, día 2 de abril y el lunes, día 6. “Si abrimos el abanico a toda la semana, de lunes a lunes, el número de visitantes se eleva hasta los 5.000 visitantes en una semana”, valora José Luis Alguacil, concejal de Turismo.

A las habituales visitas de valencianos, se han unido este año otras menos frecuentes, de riojanos, andaluces y murcianos en el ámbito nacional, destacando asimismo, en el internacional, las visitas, también poco frecuentes, de polacos, brasileños y escoceses.

Si en otros periodos de ocio los atractivos naturales de Sigüenza y su comarca comparten el protagonismo turístico con la monumentalidad de la ciudad, en este de la Semana Santa, esta última es la estrella. Entre el lunes, día 30 de marzo, y el mismo 6 de abril, salieron en total 27 visitas guiadas a la ciudad, con una media en algo superior a los 30 turistas cada una, “lo que da una idea del interés en conocer Sigüenza por parte de los visitantes”, prosigue Alguacil. Fueron prácticamente 900 las personas que visitaron a fondo la ciudad, tanto en su vertiente medieval como en la ilustrada, barroca y neoclásica.

El día de máxima afluencia de público fue el de Viernes Santo, con 1.350 turistas sólo ese jornada, seguido por el Sábado Santo (1.242) y el Jueves Santo (1007). Domingo de Resurrección y Lunes de Pascua mantuvieron también un excelente número de visitantes con 616 y 450 respectivamente. “Pero es que además de que las cifras son buenas, lo que es mejor aún es el comentario de los hosteleros seguntinos, que coinciden en destacar la recién concluida Semana Santa como excelente, también desde el punto de vista del negocio, con hasta tres turnos de comidas en los días centrales de las vacaciones”. La oficina de Turismo de Sigüenza confirma el 100% de la ocupación hotelera entre jueves y domingo, “no sólo en la ciudad de Sigüenza, también en la comarca”, explica Avelina Melús, su responsable. En este sentido, Alguacil afirma que “la situación económica es mejor, se percibe el optimismo en el consumo, y también en la forma de disfrutar del ocio vacacional, con reservas más amplias predominando sobre las escapadas de un solo día”.

También interés por la peculiaridad de la Semana Santa religiosa en la ciudad

Sin lugar a dudas, el momento más concurrido en las calles de la ciudad, como cada año, fue el de la Procesión del Silencio, el día de Viernes Santo. El Ayuntamiento estima que la siguieron más de 2.000 personas, tanto desde el interior de la Catedral como en su recorrido exterior. “Fueron muchos los visitantes que nos preguntaron por los Armaos y por las procesiones de la Semana Santa, además de decenas de envíos con la programación religiosa por correo electrónico”, explica Melús.

Remarcable ha sido también la participación de la Banda de Música de Sigüenza en la Semana Santa, por segunda vez desde la recuperación de la formación en el año 2012 en tres de las procesiones, la de Domingo de Ramos, la matutina de Viernes Santo y la del Domingo de Resurrección o “torrendera”, como es popularmente conocida.

En este sentido, José Luis Alguacil, volvía a destacar “especialmente este año” la “brillante y solemne participación de la Cofradía de la Vera Cruz y Santo Sepulcro tanto en los actos religiosos de la Santa Santa como en su divulgación, preocupándose por darle aún más vistosidad y relevancia a nuestras tradiciones con nuevas imágenes y horarios”. En este sentido, Alguacil ensalzó, como ya hiciera en 2014, la labor de su presidente, Felipe Carrasco, y del jefe de Armaos, José Antonio de la Concepción.