Región

Desde la formación aseguran que el PP vende como victorias y conquistas situarnos en niveles de protección, en este caso con el cribado neonatal, por debajo de los existentes antes de cambiar de ejecutivo

Medianero: “No podemos celebrar, como quiere el PP, estar a la cola en las enfermedades detectadas en el cribado neonatal”

Medianero: “No podemos olvidar que hoy el PP aumenta en 7 las enfermedades que se analizan en la “prueba del talón” cuando este mismo gobierno las redujo en 10 mientras otras comunidades las ampliaban”

La Comarca

12/11/2014

(Última actualización: 13/11/2014 12:26)

Imprimir

Izquierda Unida de Castilla-La Mancha ha salido al paso del anuncio, como viene siendo habitual a bombo y platillo y envuelto en un halo de conquista, de que el Gobierno Regional aumentará el número de enfermedades que se detectan con el cribado neonatal (conocido comúnmente como “la prueba del talón”). Desde la formación destacan que todo responde a una nueva campaña de marketing y que no existe un avance serio con el gobierno del PP en este campo, como en tantos otros, sino un claro retroceso ya que tras ganar las elecciones en 2011 redujeron en 10 (de 13 a 3) el número de enfermedades analizadas.

De esta manera, el responsable regional Jacobo Medianero ha estimado que no es de recibo intentar confundir a la ciudadanía castellano manchega a la que han recortado sus derechos y servicios hasta niveles casi olvidados y ahora, porque vienen elecciones, devuelven las migajas. En este sentido, Medianero recuerda que Castilla-La Mancha está a la cola, y seguirá estando con el mínimo aumento, en cuanto a posibles enfermedades analizadas en dicha prueba y muy lejos de las 25 que se analizan en Andalucía, o las 23 de Galicia y Murcia. Como vemos, ha añadido, comunidades incluso de diferente signo político.

Para Medianero, la importancia de algunas cuestiones sanitarias como “la prueba del talón” es incuestionable y su reducción presupuestaria, que ha supuesto la reducción de las pruebas endocrino-metabólicas que se realizaban, es una temeridad.

Por este motivo, desde IU-CLM piden al gobierno regional que devuelva a los recién nacidos las trece pruebas que antes se les realizaban y, de manera inmediata reflejándose en el presupuesto de 2015, se amplíen a un número similar al que se lleva a cabo en otras comunidades autónoma para, de esta manera, sacarnos del furgón de cola en este asunto y ponernos en el grupo de cabeza.