Ciudad Real

La Asociación Provincial y Regional de Transportes de Mercancías por Carretera quedan a la espera de un anuncio oficial

Los transportistas de Ciudad Real mantienen la convocatoria de paro patronal el 17 de noviembre salvo rectificación de Hacienda

Supondrá un gran sacrificio para el sector y un duro golpe a la economía del país, estimándose, por parte de las patronales de consumo, más de 1.400 millones de euros en pérdidas

La Comarca

10/11/2014

(Última actualización: 11/11/2014 11:39)

Imprimir

A pesar de las informaciones vertidas, en los últimos días, desde fuentes del propio Ministerio de Hacienda, según las cuales hay disposición de alcanzar un acuerdo con las patronales del transporte de mercancías, para la devolución de lo cobrado indebidamente a través del mal llamado “céntimo sanitario”, los transportistas de Ciudad Real y de Castilla-La Mancha (ATM y FETCAM, respectivamente), a tenor de otras “buenas intenciones” mostradas y no materializadas en el pasado, mantendrá la convocatoria, prevista para el próximo día 17, hasta que llegue información oficial y definitiva de que el titular de Hacienda, Cristóbal Montoro, ha desistido de aplicar los mínimos fijados por una directiva comunitaria a la tributación de los hidrocarburos y comienza a abonar las cantidades íntegras ilegalmente recaudadas.

Por lo tanto la Asociación Provincial y Regional de Transportes de Mercancías por Carretera quedan a la espera de un anuncio oficial. Los empresarios y autónomos del transporte castellano-manchego suscribirán y secundarán los acuerdos y decisiones que se tomen, este martes, por parte del Comité Nacional de Transporte por Carretera (CNTC), el cual tiene previsto reunirse para coordinar las movilizaciones convocadas y próximas a convocar, si no hay rectificación por parte de la Administración.

Desde la Asociación Provincial de Empresarios de Transporte de Mercancías (ATM) y su Federación Regional (FETCAM) se espera encarecidamente la rectificación del Ministerio de Hacienda y así poder desconvocar un Paro Patronal que, si bien es totalmente legítimo y justificado, supondrá un gran sacrificio para el sector y un duro golpe a la economía del país, estimándose, por parte de las patronales de consumo, más de 1.400 millones de euros en pérdidas (y no cuantificable en caso de paro indefinido).