Asaja Socuéllamos plantea un plan estratégico para ajustar la producción a la demanda de los mercados

Pedro Alcolea incide en la necesidad de primar la calidad a través de nuevos parámetros, recurrir a expertos para diseñar la estrategia en los mercados y la autorregular la producción en base a las declaraciones de cosecha

La Comarca

19/09/2014

(Última actualización: 21/09/2014 07:22)

Imprimir

El presidente de Asaja Socuéllamos, Pedro Alcolea, ha insistido en la necesidad de que el sector realice un análisis de la situación para primar la calidad de la uva y, sobre todo, ajustar la producción a la demanda existente en el mercado a través de una autorregulación. Asaja Socuéllamos viene defendiendo una idea de remodelación del sector que pasa por tres pilares fundamentales: la primacía de la calidad y su reconocimiento al agricultor; la introducción de los mejores profesionales cualificados en el sector para diseñar una estrategia definida; y la producción enfocada a la demanda de los mercados.

En cuanto a la calidad, Pedro Alcolea recuerda que “existen muchos parámetros que no se tienen en cuenta por parte de las cooperativas y bodegas a la hora de recibir la uva. Con el pago en función del kilogrado no se reconoce el sacrificio y el trabajo de los agricultores que se preocupan de cosechar una uva de calidad, y eso hay que cambiarlo si queremos hacer nuestros vinos más competitivos”.

Igualmente, el presidente local de Asaja considera que el sector debe ir “acumulando conocimientos y aprender de los errores cometidos en el pasado. Además, es necesario tener con nosotros a los mejores expertos del mercado, personas con conocimientos sólidos que asesoren bajo un plan definido”.

Alcolea considera muy importante “reflexionar tras la finalización de la campaña y empezar a gestionar las cosas desde el propio sector. Es necesario ajustar la elaboración y la producción a las necesidades del mercado. La elaboración, porque debemos conocer qué producto es el que demanda cada país donde exportamos y elaborar en función a ello. De este modo, las bodegas y cooperativas deben estar en contacto y coordinar las varietales y tipos de vino que se elaboran en función del mercado. Y la producción, porque no tiene sentido producir por encima de la demanda”.

A modo de ejemplo, señaló que “si esta campaña llega a los 23 millones de hectólitros y sólo hay demanda de 19, pues habrá que plantear una retirada privada de esos cuatro millones para gestionarlos del mejor modo posible. Si no se hace desde el propio sector, lo gestionarán desde fuera, como hasta ahora, con consecuencias negativas”.

Para llevar esto a cabo, Pedro Alcolea aclara que se debe crear un centro de gestión que realice un estudio pormenorizado en función de las declaraciones de cosecha para trazar un plan estratégico en el sector castellano-manchego y ajustar la producción a la demanda

Valoración de la campaña

El presidente de Asaja Socuéllamos también ha realizado una valoración del desarrollo de la campaña de vendimia, asegurando que está transcurriendo de manera correcta. Además, ha alabado el gran estado sanitario y desarrollo óptimo de la uva. La cantidad de cosecha en la región, tal como se preveía, estará entre los 21 y 23 millones de hectólitros, una cosecha media. En cuanto a los precios, por el momento, los mercados “están operando con precios más elevados de lo previsto, lo que invita a ser optimistas”. Asaja Socuéllamos confía en que las lluvias que se prevén para los próximos días no afecten a la extraordinaria calidad de la uva y que la campaña siga desarrollándose con normalidad como hasta ahora.