Un campamento juvenil pone fin a las actividades del programa Empu-G de Manzanares

La Comarca

09/07/2014

(Última actualización: 10/07/2014 21:34)

Imprimir

El programa de ocio Empu-G, desarrollado por la concejalía de Juventud del Ayuntamiento de Manzanares desde el mes de diciembre, dio por finalizadas sus actividades con un campamento realizado los días 26, 27, 28 y 29 de junio en el Complejo Turístico “Arroyo de Carboneras”, en Brazatortas. Durante su estancia, los participantes tuvieron la oportunidad de manejar una piragua, practicar el tiro con arco o completar una gymkhana, entre muchas otras actividades.

Como colofón al programa, los adolescentes que forman parte del proyecto Empu-G participaron en un campamento que comenzó el pasado 26 de junio en el Complejo Turístico “Arroyo de Carboneras”, situado a 2 Km de Brazatortas. Las actividades, que se extendieron hasta el 29 de junio, permitieron a los jóvenes disfrutar de unos días de ocio, a la vez que compartían la experiencia con grupos de diferentes edades de Miguelturra, donde también se está llevando a cabo el proyecto Empu-G

Actividades como un taller de astronomía, montar en piragua en una playa artificial, practicar el tiro con arco o disfrutar de la piscina centraron el interés de los jóvenes en el campamento. Además tuvieron la oportunidad de dormir bajo las estrellas en la Ermita de San Isidro, situada a 2 Km del complejo turístico. Las instalaciones del mismo permitieron a los adolescentes disfrutar de la playa artificial de la que dispone, además de superar sus propios miedos atravesando “el pasaje del terror”.

Por otra parte, durante el campamento se dispuso de una gymkhana en la que los jóvenes tuvieron que orientarse en la noche para superar las diversas pruebas de búsqueda. El conjunto de estas actividades ha permitido a los miembros del programa Empu-G vivir un campamento inolvidable.

La concejalía de Juventud del Ayuntamiento de Manzanares puso en marcha el pasado mes de diciembre el programa de ocio Empu-G para adolescentes de 12 a 18 años. Este proyecto fomenta valores y motivaciones saludables mediante educación de calle e implicación familiar. Además permitió dinamizar los viernes y sábados las salas de la Casa de la Juventud en horario nocturno.