Región

Nota de prensa CCOO

CCOO: “Plan de vacaciones del SESCAM: en verano, a enfermar a otra parte”

La planificación del SESCAM no prioriza la atención de las necesidades asistenciales sino el ahorro en costes de sustitución de personal

Dada la situación de partida, con esperas mínimas de cinco meses en atención especializada, los recortes veraniegos provocan un incremento aún mayor de los tiempos y listas de espera

Sólo en las capitales de provincia, este verano se cerrarán 575 camas hospitalarias en CLM

“¿Hay que cumplir los presupuestos? ¡Si! Pero hay que presupuestar adecuadamente. Así, no se necesitaría habilitar luego más dinero para bajar la lista de espera (15 millones extra en 2014) enviando a los castellano-manchegos a una ruta delirante por el resto de España”

La Comarca

01/07/2014

(Última actualización: 01/07/2014 18:56)

Imprimir

Como cada año, el Servicio de Salud de Castilla-La Mancha, afronta el verano planificando los recursos en función de lo que supone será la actividad asistencial.

De nuevo consideramos insuficiente la contratación de personal de relevo para la sustitución de las vacaciones, llamativa especialmente en los equipos de Atención Primaria, en donde solo se sustituye a los profesionales de vacaciones en aquellos centros donde sólo hay un profesional.

En el resto de los centros de atención primaria, desde junio a septiembre los profesionales se sustituyen unos a otros, asumiendo los que no están de vacaciones las tarjetas de los que sí están de vacaciones. La consecuencia es evidente: mayor carga de trabajo, mayor demora en las consultas, peor atención.

En cuanto al nivel de Atención Especializada, en todo el Servicio de Salud de CLM el plan de vacaciones comienza hoy y hasta finales de septiembre consiste en la disminución de consultas externas; la disminución de pruebas diagnósticas; la disminución de la programación quirúrgica y el cierre de camas hospitalarias.

Así, en las capitales de provincia se cerrarán este verano un total de 575 camas: El Hospital General Universitario de Albacete cierra 102 camas. El de Ciudad Real, 80. El Virgen de la Salud de Cuenca, 42 (que se añaden a la planta que permanece cerrada todo el año). El Hospital de Guadalajara cierra 185 camas; y, en Toledo, el Virgen de la Salud cierra 60; el Provincial 20; Parapléjicos 56 y el Virgen del Valle 30. Al cierre de esta nota, no hemos podido concretar los cierres previstos en el resto de hospitales (Almansa, Villarrobledo, Hellín, Puertollano, Alcázar, Manzanares, Talavera), si bien en muchos de ellos es imposible que cierren ni una sola cama más, pues ya están bajo mínimos.

“Estas medidas en Atención Especializada y Hospitales han sido tomadas siempre y tienen lógica, siempre y cuando se apliquen con criterios razonables”. Indica Concha Plaza, responsable del SESCAM de la Federación de Sanidad de CCOO CLM.

“Hay que tener en cuenta que las disminuciones de consultas, pruebas diagnósticas y programación quirúrgica y el cierre de camas hospitalarias tienen distinto impacto dependiendo de la situación de partida. Es decir: si el tiempo de espera es ‘razonable’ no tiene mucha importancia; pero si los tiempos de espera están disparados, como ocurre en CLM hace tres años, donde en el mejor de los casos se sitúan en cinco meses, lo que se consigue es incrementarlos todavía más”, advierte Plaza.

La responsable de CCOO añade también que “se pueden programar menos intervenciones quirúrgicas durante el verano, pero es imposible calcular cual será la necesidad de las camas de las áreas médicas (las no quirúrgicas). Lo que viene sucediendo es que se cierran camas en exceso; de repente se colapsan las urgencias y hay que abrir de manera improvisada, como no hay suficientes profesionales, de nuevo hay que improvisar, y así todos los años…”.

“Todo el plan del SESCAM para los meses de verano”, resume Plaza, “se basa en tratar de recortar los costes que suponen las sustituciones del personal; en lugar de diseñarse en función del criterio razonable y ético que es atender a las necesidades asistenciales de la población”.

“Los responsables de la sanidad de CLM tienen la obligación de garantizar la asistencia la 24 horas del día los 365 días del año, y eso solo se consigue disponiendo los recursos necesarios, por lo que es de gran importancia que la financiación sea la adecuada”.

“¿Hay que cumplir los presupuestos? ¡Si! Pero hay que presupuestar adecuadamente. Y así, muy probablemente, no se necesitaría habilitar posteriormente mas dinero para bajar la lista de espera, -15 millones en 2014-, enviando a los/as castellano-manchegos a una ruta delirante por el resto de España”.