Región

Tras la reunión mantenida con UPA, COAG y ASAJA con motivo de la temporada de alto riesgo de incendios

Gómez-Elvira agradece a las organizaciones agrarias su colaboración para evitar incendios forestales

La Consejería de Agricultura y el sector colaboran en la elaboración de pautas para minimizar el riesgo de incendios y en su difusión entre los agricultores

La Comarca

13/06/2014

(Última actualización: 13/06/2014 19:48)

Imprimir

El director general de Montes y Espacios Naturales de Castilla-La Mancha, Javier Gómez-Elvira, ha agradecido el papel que realizan las organizaciones agrarias de la región en la elaboración de pautas que disminuyan el riesgo de incendios forestales en la realización de tareas agrícolas y su difusión entre sus asociados.

Así lo ha manifestado esta mañana Gómez-Elvira tras reunirse en Toledo con representantes de ASAJA, COAG y UPA para estudiar y analizar la adopción de prácticas y protocolos de tipo preventivo, así como su difusión entre los agricultores con motivo de la temporada de alto riesgo de incendios forestales, que se extiende desde el pasado 1 de junio hasta el 30 de septiembre.

El director general ha realizado un llamamiento a toda la ciudadanía para extremar las precauciones y ha señalado que “los agricultores y ganaderos son los que mejor conocen nuestro extenso medio rural, y por ello son conscientes de la necesidad de seguir unas pautas para minimizar el número de conatos y contribuir a salvaguardar nuestro medio natural”.

Medidas para prevenir incendios

Entre estas medidas de prevención durante los trabajos agrícolas se han recalcado en la reunión algunas como la necesidad de situar a un vigilante que observe las labores de la maquinaria y que disponga de herramientas manuales y agua suficiente que permita la extinción de los conatos de incendios que puedan surgir.

También se ha recordado que hay que evitar los trabajos en los momentos de más riesgo, como son las horas centrales del día, los días con viento fuerte o los días con alerta por calor extremo, así como que la maquinaria pesada deberá disponer de 2 extintores de al menos 5 kilogramos de polvo o gas carbónico cada uno de ellos, además de los dispositivos matachispas adecuados.

Asimismo, se han expuesto otras recomendaciones, como extremar las labores de mantenimiento de la maquinaria para evitar que un mal funcionamiento produzca rozamientos o chispas entre los elementos móviles; aumentar la altura de corte en zonas pedregosas para evitar que el roce de los elementos mecánicos con piedras pueda originar chispas; o recargar los depósitos de combustibles en zonas previamente desbrozadas hasta suelo mineral, creando áreas circulares de seguridad de un radio mínimo de 2 metros para herramientas de mano y de 4 metros para maquinaria pesada.