Con un concierto final, se clausura el curso en el Conservatorio Municipal de Tomelloso

Vicente García-Antón valora la fuerte apuesta del Ayuntamiento por las enseñanzas musicales en la ciudad - El concejal de Educación ha dicho que el Ayuntamiento seguirá trabajando para que el Conservatorio esté preparado para dar el salto a centro profesional si la consejería de Educación decide abrir el abanico

La Comarca

12/06/2014

(Última actualización: 12/06/2014 17:55)

Imprimir

En un abarrotado patio del Conservatorio Municipal de Música, ayer se clausuró el curso académico 2013-14, el primero que trascurre íntegro en el nuevo centro. El acto incluyó la entrega de certificados a los alumnos que han terminado el grado elemental, en el que participaron el alcalde de la ciudad, Carlos Cotillas y el concejal de Educación, Vicente García-Antón, y un concierto a cargo de los alumnos del centro.

Vicente García-Antón felicitó en primer lugar al director del centro y a todos los profesionales del conservatorio por la calidad de la enseñanza que imparten y los buenos resultados que se obtienen año tras año. El concejal de Educación recordó la fuerte apuesta del Ayuntamiento por las enseñanzas musicales en Tomelloso que ha supuesto este curso una inversión de 680.000 €. También recordó que hay un plan de trabajo para ir mejorando las instalaciones hasta convertir el Conservatorio de Tomelloso en un modelo en la región, todo ello gracias a la apuesta del Ayuntamiento por el centro, a los padres que año tras año ofrecen su confianza y a una plantilla de profesores altamente cualificados.

En esta línea, el concejal informó que el Ayuntamiento de Tomelloso está trabajando para que el Conservatorio esté preparado para pasar a grado profesional siempre y cuando la consejería de Educación decida abrir el abanico. Se trata por tanto de sentar las bases para dar el salto a centro profesional en cuanto a instalaciones y a inversión municipal se refiere. Para el año próximo está previsto ampliar el salón de actos y dotarlo con un escenario permanente, además de insonorizar algún aula más.

Por su parte el director del centro Luis Osuna ha mostrado su satisfacción por los amplios espacios que el centro ofrece. A modo de balance ha explicado que las especialidades son las mismas y que el número de alumnos ha aumentado superando ya la barrera de las 500 matrículas. El reto para Osuna sería seguir ampliando esta cifra y también las especialidades para ir acercando la oferta a lo que se exigiría para un hipotético grado profesional. Lo que queda en este sentido para poder optar a grado profesional, explicó Osuna, son las especialidades de fagot, oboe, tuba y contrabajo, que presentan más dificultad por el alto coste del instrumento.

En el concierto celebrado ayer participaron alumnos de los grupos de trompetas, metales y saxofones, la agrupación de guitarras, los alumnos de percusión, la orquesta de cuerda del conservatorio y la banda juvenil de música que contó con la colaboración de los alumnos de coro.

Adjuntos

Audio concejal de Educación, Vicente García-Antón: