Ochocientos escolares de Puertollano serán mejores conductores y peatones con las Jornadas de Educación Vial

La Comarca

27/01/2014

(Última actualización: 28/01/2014 07:12)

Imprimir

Cómo mejorar nuestro comportamiento como peatón o la forma más adecuada de usar una bicicleta en la calle son algunas de las materias que se trasladarán a los alumnos de primaria y secundaria en las XII Jornadas de Educación Vial que se han iniciado en el colegio Cervantes y que continuarán hasta marzo en más de una veintena de centros educativos.

La alcaldesa, Mayte Fernández, afirmó que estas charlas servirán para mejorar la seguridad, la convivencia y en especial la cercanía de los niños y niñas con la Policía Local en una relación que se hace más directa y que ya se estrecha con el programa “agente-tutor”. Unas jornadas en las que participan cerca de ochocientos alumnos (348 de primaria y 431 de secundaria.

Evitar riesgos como conductor y peatón

Jesús Muñoz, director del colegio Cervantes, dijo que estas jornadas además servirán para que los alumnos vean a la Policía en un sentido positivo, como alguien al que pedirle ayuda.

Con estas jornadas de la Concejala de Seguridad y Educación se trata de introducir el uso de buenas costumbres en comportamientos básicos del entorno, con el fin de que los alumnos puedan adquirir hábitos que eviten riesgos a la hora de ser peatón o conductor.

Para ello, se profundiza en las normas básicas de circulación, el ciclomotor, elementos de seguridad y las consecuencias de la combinación del alcohol y la conducción, con el objetivo de transmitir hábitos más acordes para garantizar una mayor seguridad en el tráfico con el objetivo de reducir la siniestralidad en la carretera.

Reducción de accidentes

Titulo Lo cierto es que en los últimos años se ha reducido el número de accidentes en el 25%, como ha constatado el responsable del área de movilidad, Pedro Rodríguez Torrico, que defendió que estas jornadas, tras doce años de andadura, serán una vuelta de tuerca más para evitar futuros percances y tengamos mejores conductores.

Dos monitores de la Policía Local son los encargados de desgranar a los escolares las distintas materias, en una formación que se complementará a finales de marzo o en abril con las clases prácticas en la pista de educación vial de La Rincona.