Región

Carretero dice que se han establecido criterios de racionalidad en la distribución de recursos

El gerente del SESCAM asegura que la reducción de horarios en los PAC no perjudicará la calidad del sistema sanitario

Respecto a la reestructuración de las plantillas, Carretero ha indicado que se van a amortizar 767 plazas “aunque esta medida se está negociando en este momento con los sindicatos”.

La Comarca

28/06/2012

(Última actualización: 29/06/2012 14:00)

Imprimir

“Las medidas que estamos tomando de ajuste tienen como objetivo mantener la viabilidad del sistema sanitario de Castilla-La Mancha, sin perjuicio de la calidad”, ha asegurado Luis Carretero, gerente del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (SESCAM), al explicar la reorganización de los Punto de Atención Continuada (PAC) y la reestructuración de plantillas.

Respecto al primer punto, actualmente hay 182 PAC en la región, de los cuales 145 mantendrán su horario habitual. Por lo tanto, 23 pasarán a tener asistencia continuada hasta las 20 horas y 14 quedarán con asistencia ordinaria de mañana hasta las 15 horas. “Hemos introducido criterios de racionalidad y homogeneidad desde el punto de vista técnico para destinar los recursos donde están realmente las necesidades”, ha explicado Carretero.

Además, el gerente del SESCAM ha subrayado que se han tenido en cuenta factores como la frecuentación, el índice de población, la situación geográfica o la meteorología para cada localidad.

En esta línea, Miguel Angel Soria, director general de Atención Sanitaria y Calidad, ha explicado que actualmente existen suficientes recursos para la atención de urgencias y emergencias en la Comunidad Autónoma, pues a la red de Puntos de Atención Continuada ha que añadir que “contamos con cuatro helicópteros, dos de ellos que realizan vuelos nocturnos, 25 UVIS, 65 unidades de soporte vital básico y 63 ambulancias que trabajan en servicios de urgencia”. A ello se une que “el centro coordinador 112 va a valorar a los pacientes, con lo que se evitarán así desplazamientos innecesarios de los profesionales sanitarios”.