Rosa Melchor achaca la calificación de bono basura a Castilla-La Mancha a la inestabilidad, torpeza e irresponsabilidad de Cospedal

Recuerda Melchor que otras comunidades autónomas gobernadas por el PP y con peores datos económicos y de desempleo no han sufrido esta calificación de bono basura “porque sus dirigentes no se han dedicado a mentir, a exagerar y desprestigiar su propio gobierno”.

La Comarca

21/10/2011

(Última actualización: 22/10/2011 12:00)

Imprimir

La diputada regional del PSOE, Rosa Melchor, ha señalado que cuando alguien como Dolores de Cospedal “en una actitud torpe e irresponsable se ha dedicado día tras día a crear inestabilidad, miedo e incertidumbre”, puede provocar lo que ha sucedido, y es que las agencias de calificación bajen la deuda pública de Castilla-La Mancha hasta dejarla en bono basura.

La parlamentaria socialista ha recordado que esta nota se ha puesto en función de las previsiones de futuro para la región y no sobre el pasado, por lo que nada tiene que ver con el anterior Ejecutivo. La única explicación válida, a tenor de las declaraciones de Melchor, hay que buscarla en los últimos cuatro meses, es decir, desde que Cospedal es presidenta de Castilla-La Mancha, un periodo en el que “no ha parado de tergiversar los datos económicos de la región y ha exagerar sobre el mal estado de la economía”.

De hecho, y para corroborar la culpabilidad del Gobierno de Cospedal en el varapalo de la valoración de la deuda pública como bono basura, Rosa Melchor ha citado el ejemplo de otras comunidades autónomas también gobernadas por el Partido Popular, a las que incluso con peores parámetros económicos y cifras de desempleo, la rebaja de la calificación ha sido inferior “porque no se han dedicado a mentir y a desprestigiar a su propio gobierno” como sí ha hecho Cospedal.

Junta a esta causa, Melchor ha citado otra, y es que De Cospedal ha antepuesto sus intereses como secretaria general del PP a los de presidenta de Castilla-La Mancha con la clara intención de desprestigiar a su sucesor, José María Barreda, cuando “en realidad lo que ha hecho ha sido desprestigiar a Castilla-La Mancha”.

Generadora de desconfianza

En este sentido, la diputada socialista se ha preguntado que si alguien en su sano juicio, y más una presidenta regional, es capaz de generar desconfianza y dificultades en lugar de hablar sobre las bondades de la región, una siembra que podría haber impedido la rebaja de la valoración de la deuda pública en la escala que lo ha hecho, a la vez que hubiera servido para tener menos problemas para acceder a vías de financiación.

Y todo esto se está viendo agravado por la falta de un proyecto de Presupuesto para el año 2012 que marque la hoja de ruta económica de Castilla-La Mancha, con lo que se genera aún más desconfianza en los mercados y miedo en los ciudadanos, ha manifestado Melchor, quien ha denunciado un interés puramente electoral para que no se vean plasmados nuevos tijeretazos en los servicios básicos de los castellano-manchegos.

Preguntada por la posibilidad de que la Junta de Comunidades prorrogue los presupuestos de este año, Melchor ha dicho que sería una “paradoja” y “un auténtico disparate”, puesto que el Partido Popular presentó una enmienda a la totalidad de esas cuentas y votaron en contra.

Cambio a peor

Y a pesar de todo lo que pregonaron los dirigentes del Partido Popular antes de las elecciones de mayo, Melchor ha destacado que “los ciudadanos de Castilla-La Mancha han podido comprobar cómo este cambio de signo político no ha servido en absoluto para mejorar nuestra situación, no ha servido en absoluto para generar confianza en inversores y desde luego, no ha servido en absoluto para generar tranquilidad e ilusión en los ciudadanos, no al menos en los farmacéuticos y sus clientes, ni en los dependientes y sus familias ni en los docentes y el resto de la comunidad educativa”.

La diputada socialista ha concluido pidiendo a Cospedal “que deje ya de hacer política a costa del bienestar de los castellano-manchegos”, que dedique más tiempo a gobernar, “que es para lo que la han elegido los ciudadanos”, en lugar de venir “más que un día a la semana a visitarnos” para oposición a la oposición perjudicando con ello a la región.