Provincia

En una Feria del Vino en Villanueva de Alcardete

Soriano: “Sin agricultura nuestra región es como una cepa arrancada”

En materia agricultura uno de los objetivos del PP “será contribuir a que el viticultor obtenga ingresos que puedan compensar los esfuerzos y cuidados que ha prodigado a este cultivo; conseguir un producto de calidad; promocionar su imagen por todo el mundo y asegurar que el consumidor final esté siempre satisfecho”

La Comarca

08/05/2011

(Última actualización: 08/05/2011 12:00)

Imprimir

La candidata popular a las elecciones autonómicas por la provincia de Ciudad Real María Luisa Soriano recordó, en un Feria del Vino que se celebraba en Villanueva de Alcardete, que “sin agricultura nuestra región es como una cepa arrancada”, ya que “no tendríamos vida”.

Soriano, que se preguntó si se puede avanzar rompiendo nuestras raíces, considera que es “imposible”, denunciando que a eso nos quieren llevar, “como constatan las 70.000 hectáreas arrancadas de viña que han desaparecido de nuestro paisaje”.

La parlamentaria ciudadrealeña, que recordó que el PP defiende el consumo moderado y responsable de vino y que su compromiso “es trabajar para la defensa del cultivo de la vid”, denunció cómo, “durante demasiado tiempo”, hemos tenido que ver que los problemas del campo no han sido atendidos en esta región.

En este sentido, lamentó que hace cuatro años, Barreda, en su investidura, dijera que “Castilla-La Mancha avanza porque está dejando de ser eminentemente agrícola”.

Soriano explicó que en el PP conocen bien “las características tan particulares que tienen, tanto el viñedo de Castilla-La Mancha, como la comercialización de sus productos” y, por eso, añadió, “sabemos que las medidas a emprender para mejorar su situación hay que aplicarlas no sólo en el ámbito de nuestra región, si no que se hace indispensable elevarlas a un plano nacional e internacional”.

La parlamentaria ciudadrealeña subrayó que en materia agricultura uno de los objetivos del PP “será contribuir a que el viticultor obtenga ingresos que puedan compensar los esfuerzos y cuidados que ha prodigado a este cultivo; conseguir un producto de calidad; promocionar su imagen por todo el mundo y asegurar que el consumidor final esté siempre satisfecho”.