CCOO exige el cierre inmediato de la negociación colectiva 2010 y lanza una campaña de información y movilización de 100.000 trabajadores pendientes aún de sus convenios

La Comarca

26/10/2010

(Última actualización: 27/10/2010 12:00)

Imprimir

Comisiones Obreras ha puesto en marcha una campaña de información y movilización para exigir el desbloqueo de la negociación colectiva en las cinco provincias de Castilla-La Mancha, donde a fecha de hoy aún hay 100.000 trabajadores pendientes de la firma de sus convenios colectivos.

De los 34 convenios colectivos sectoriales de ámbito provincial que había que negociar en la región 2010, sólo se han cerrado diez; mientras que los otros 24 están bloqueados.

El secretario general de CCOO de Castilla-La Mancha, José Luis Gil, mostró su indignación por la “actitud displicente e irresponsable de las patronales provinciales”, puesto que desde febrero de este año hay un Acuerdo por el Empleo y la Negociación Colectiva (AENC) suscrito por CEOE-Cepyme y los sindicatos CCOO y UGT; un Acuerdo que debería haber impulsado y facilitado el cierre de los convenios y que, sin embargo, está siendo obviado por la mayoría de las patronales provinciales. Visto lo visto, CCOO cree que, en vez de asumir el AENC, hay “una estrategia patronal para hacer imposible cerrar los convenios”.

Gil cargó especialmente contra la organización patronal de Castilla-La Mancha, CECAM, que también suscribió en noviembre de 2009 un acuerdo regional para impulsar la negociación colectiva en la región y para incorporar a los convenios cláusulas sobre Seguridad y Salud Laboral. Gil cuestionó la “actitud indolente” de CECAM para “disciplinar a sus organizaciones provinciales, que se pasan por donde les apetece los acuerdos que firma su organización regional”.

La provincia de Albacete es la más afectada por esta estrategia de su Federación Empresarial (FEDA), que busca “suspender derechos laborales y congelar los salarios de los trabajadores” y que mantiene a en esta situación a prácticamente la mitad de la población asalariada albaceteña.

“Nos obligan a pensar que cualquier cosa que firmemos con la CECAM es papel mojado, y esto es peligrosísimo. Exigimos que ponga orden en su casa”, advirtió Gil, quien señaló que estas mismas consideraciones se las ha trasladado CCOO por escrito a la CECAM, instando a la patronal regional a que “llame al orden” a las patronales provinciales para que desbloqueen ya la negociación colectiva.

CCOO también ha comenzado a difundir folletos informativos entre los trabajadores afectados por el bloqueo de la negociación colectiva en sus respectivas provincias y sectores. Es una “primera fase informativa”, dijo Gil, quien indicó que, de no solventarse la situación, en las próximas semanas CCOO abordará una segunda fase de concentración de los delegados sindicales, a la que seguirá, a finales de noviembre o en diciembre, la movilización general en los sectores sin convenio.

“Ahora no estamos hablando del Gobierno, ni de la Reforma Laboral, ni de la de las pensiones; sino de algo más cercano: de empresarios que no quieren pagar lo que deben a sus trabajadores”, dijo Gil, quien recalcó que los más damnificados son los trabajadores temporales que concluyen su relación laboral habiendo percibido unos salarios no actualizados, y que, en el supuesto de que los convenios lleguen a firmarse, tienen muy difícil recuperar los atrasos

Por su parte, el secretario regional de Acción Sindical de CCOO, Jesús Camacho, recordó que los salarios medios en Castilla-La Mancha están unos 240 euros por debajo de la media nacional, mientras que el IPC regional está por encima, lo que aún castiga más a los trabajadores de esta región al tiempo que “quita toda la razón a los empresarios que argumentan que si suben los salarios no pueden competir”

Camacho advirtió a los empresarios que “pretender basar su competitividad en los bajos costes salariales lleva a sus empresas al fracaso y a no sobrevivir. Y también tienen que saber que sin salarios no hay consumo, y sin consumo no hay reactivación económica. Al bloquear la negociación colectiva, están poniendo palos en las ruedas para dificultar la salida de la crisis”.