Argamasilla de Calatrava

En la noche del viernes, 27 de agosto del 2010

Emotiva cena de despedida de los pequeños saharauis con sus familias de acogida, miembros de ‘oásis’ y autoridades de Argamasilla de Calatrava

El alcalde, Fernando Calso, agradeció a las familias solidarias “ese trabajo que han hecho... y todo el cariño que les han dado”

La Comarca

28/08/2010

(Última actualización: 28/08/2010 12:00)

Imprimir

Noche de emociones encontradas la vivida este viernes, 27 de agosto, en Argamasilla de Calatrava con motivo de la cena de despedida que compartieron las familias de acogida de los nueve niños saharauis que, durante estas semanas estivales, han residido en la localidad ciudadrealeña gracias al programa ‘Vacaciones en Paz’.

El alcalde de la localidad rabanera, Fernando Calso, que estuvo presente en la emotiva cita junto a su teniente de Alcalde Jacinta Monroy, también en calidad de vicepresidenta de la Diputación Provincial, reconocía lo “especial” del momento pues, a la tristeza de las familias que supone la inmediatez de la partida de estos pequeños hacia los campamentos de refugiados argelinos, se suma por otro lado la alegría de “haber podido cumplir el objetivo de tener durante dos meses a unos niños disfrutando de nuestro pueblo, quitándoles de ese sufrimiento que les supone vivir en el desierto”, en palabras de Fernando Calso.

Al cariño, atención y cuidados de todo tipo brindado por las generosas familias rabaneras de acogida se ha sumado también la propia atención y disponibilidad de todos los recursos del Consistorio que, durante la cena compartida en un conocido bar de la localidad, rubricaba con la entrega de una cuantía económica para hacer menos dura la vuelta al lugar que habitualmente habitan.

El primer edil de esta localidad ciudadrealeña se mostraba convencido, junto con las familias y la Asociación de Amigos del Pueblo Saharaui ‘Oásis’, de que es necesario dar continuidad al ya veterano programa de estancia temporal de niños saharauis por las ventajas que reporta y, por eso, instó a organizar ya la cita de 2011 “para lograr, al menos, los mismos frutos que este año”.

Fernando Calso quiso agradecer a las familias solidarias “ese trabajo que han hecho que me consta que ha sido grande y todo el cariño que les han dado”. Y por eso, en la medida de sus posibilidades, el Ayuntamiento brinda desinteresadamente los servicios e instalaciones que son menester, incluso la primera dote de ropa que reciben estos saharauis. También hay firmas comerciales de la localidad que hacen lo propio, como Atmósfera Sport Aguilar, que ha donado material para que cada uno de los nueve niños lo pueda disfrutar en la tierra argelina donde tienen la consideración de refugiados.

Todo este apoyo logístico, material y económico es muy valorado por las solidarias familias rabaneras y Luis Manuel Alfaro, como presidente del colectivo ‘Oásis’ lo agradeció en nombre de todas ellas, especialmente en una situación de crisis económica que suele tener por víctimas estas campañas benéficas. A pesar de todo, este responsable se congratulaba de que nueve saharauis hubieran podido recalar nuevamente en Argamasilla de Calatrava; uno de estos niños lo hacía por vez primera. Todos ellos tuvieron también ocasión de disfrutar de una jornada de convivencia en un parque acuático madrileño.

Por su parte, Jacinta Monroy se mostró muy agradecida por la impagable labor que realizan las familias, para las cuales, destacó, los ayuntamientos y la Diputación no escatiman recursos. De hecho, como responsable de la Corporación provincial, la diputada dijo que esta administración es la que más se involucra en proyectos de cooperación internacional, dedicando el 2,5% del gasto corriente a cooperación internacional. Una de las acciones estrella de estas medidas es el programa ‘Vacaciones en Paz’, pues subvenciona la totalidad de la factura del viaje de los pequeños desde el Sáhara argelino a las poblaciones de la provincia. “Eso supone la ventaja de que las familias no han de contribuir nada en este sentido, con lo que ello supone en la coyuntura económica actual y los niños que vienen pueden pasar aquí controles médicos y conocer un mundo diferente al que están habituados”.

Todavía restan unos días para que estos pequeños de Argamasilla de Calatrava, junto al resto de saharauis legados a la provincia, inicien desde el aeropuerto de Alicante viaje de regreso para volver junto a las familias que les vieron nacer. Será en concreto el próximo viernes 3 de septiembre, tal y como confirmó el coordinador provincial del programa ‘Vacaciones en Paz’ y responsable de la Federación de Asociaciones pro-saharauis de Ciudad Real, Paco Real, también presente en la convocatoria de la noche del viernes.

Real hizo un balance muy positivo de esta edición del programa en el conjunto de toda la provincia, “que es la que más niños acoge de toda Castilla-La Mancha” y reiteró los agradecimientos al Ayuntamiento y a la Diputación por el apoyo que cada año brindan a esta iniciativa.