Provincia

La vicepresidenta de la Diputación destaca la importancia de las manifestaciones culturales en los municipios pequeños

Jacinta Monroy asiste en Caracuel a la exposición de fotografía de Andrés Fernández García

La Comarca

09/08/2010

(Última actualización: 09/08/2010 12:00)

Imprimir

La vicepresidenta sexta y responsable de Cooperación Municipal de la Diputación Provincial, Jacinta Monroy, asistió el pasado viernes a la inauguración en Caracuel de una exposición de fotografía del artista asturiano Andrés Fernández García, organizada por el Ayuntamiento.

Acompañada por la teniente de alcalde y concejala de Cultura de la localidad, Pilar Peñalvo González, Monroy tuvo la oportunidad de comprobar la armonía perfecta de los trabajos fotográficos de este artista, miembro cofundador de la Sociedad Fotográfica Turolense, y que se exhibirán hasta el próximo 27 de agosto en el salón de Plenos.

La vicepresidenta tuvo la ocasión de departir con el autor de las fotografías y le felicitó por la extraordinaria calidad del conjunto de obras expuestas, una veintena de fotografías que proponen un viaje desde las piedras antiguas de Caracuel a los lentos tranvías de Praga, o desde los páramos abandonados de Soria a las playas del silencio que esculpe el Cantábrico.

"El país de octubre" es el título genérico que se ha dado a esta exposición en la que se plasman imágenes que van del blanco y negro al color, compartiendo la singularidad de una atmósfera envolvente donde los cielos tormentosos, la lluvia y los oscuros vientos pretenden trasladar al espectador a ese lugar íntimo y privado que es el país de octubre. Como indica el propio Andrés Fernández García, "el país de octubre es un lugar poblado de fantasmas, una forma de entender el mundo, la visión que yo tengo de las cosas y lo que permanece más allá del tiempo".

Para el artista, cada una de estas imágenes representa una ventana abierta, "una invitación a dejarse llevar, una llamada que acude a nosotros como esas voces extrañas que aparecen en sueños, como las cosas polvorientas que se olvidan en oscuros desvanes y vuelven un día. No hay nada más. Son solo la imagen del silencio moviendo el mundo".

El carácter creativo de este artista hace que constantemente busque captar con su objetivo nuevos motivos, la imagen en la que concurran todas las circunstancias idóneas, idealizadas a priori en su mente. Para ello no duda en permanecer horas esperando ese momento idóneo o incluso volver otro día, ya que considera de vital importancia que concurran todos los elementos para captar esa imagen ideal.

Cuando se les pregunta por qué dispara un lugar y no otro, dice que la fotografía simplemente está ahí, "esperando a que alguien la descubra".

En la colección presentada en esta exposición, Andrés Fernández recrea su mundo, un mundo en el que se evade, utilizándolo como vía de escape, como refugio personal.

La vicepresidenta de la Diputación, que siguió con agrado la exposición y las explicaciones de su autor, no tuvo por menos que felicitarle y agradecer al Ayuntamiento la iniciativa y la oportunidad ofrecida para que los vecinos de Caracuel puedan compartir la belleza de las fotografías expuestas en una muestra que atesora talento y nivel artístico considerable, destacando que los municipios pequeños también saben valorar la cultura y el arte.