Ciudad Real

Pertenecen al grupo de 72 viviendas levantado en la calle Gregorio Marañón

El gobierno regional entrega 22 viviendas unifamiliares de Protección Oficial en Ciudad Real

El delegado de la Junta de Comunidades, José Valverde, entregó ayer las llaves de veintidós viviendas de protección oficial que el Gobierno de Castilla-La Mancha ha construido en la calle Gregorio Marañón de Ciudad Real, detrás del edificio de la Confederación Hidrográfica del Guadiana. El régimen de adjudicación de las viviendas es el de compraventa.

La Comarca

24/06/2010

(Última actualización: 24/06/2010 14:00)

Imprimir

Las viviendas pertenecen a una promoción de setenta y dos unifamiliares en las que el Ejecutivo regional ha invertido más de 6,5 millones de euros. Son viviendas en planta y dúplex de tres y cuatro dormitorios que se distribuyen en nueve bloques separados por amplios espacios comunes. En el sótano hay, además, setenta y cinco plazas de aparcamiento.

En una breve intervención, Valverde señaló que Castilla-La Mancha será la primera Comunidad Autónoma española en poner en marcha la Ley de Garantías en el Acceso a la Vivienda de Castilla-La Mancha, un compromiso del presidente de Castilla-La Mancha, José María Barreda, cuyo objetivo es hacer efectivo el derecho constitucional de todos los ciudadanos castellano-manchegos a una vivienda digna y adecuada.

Con esta medida, cuyo anteproyecto de ley recibió hace unas semanas el visto bueno del Consejo de Gobierno, el Ejecutivo regional garantizará a las personas con necesidad de vivienda inscritas en el Registro de Demandantes de Vivienda de Castilla-La Mancha que en el plazo máximo de un año disfrutarán de una vivienda con algún tipo de protección pública dentro del área de demanda de vivienda que corresponda a su solicitud. Si en este tiempo el demandante no ha sido adjudicatario de una vivienda de protección pública, el Ejecutivo autonómico pagará la diferencia de alquiler entre una vivienda protegida y una libre.

Al acto de entrega de las llaves asistieron también el delegado provincial de la Consejería de Ordenación del Territorio y Vivienda, José Fuentes, y Juan Cámara, responsable de la empresa pública de gestión de Infraestructuras de Castilla-La Mancha (GICAMAN) a través de la cual se han edificado las viviendas.