Región

Ha transcurrido entre Ciudad Real y Talavera

"Castilla-La Mancha, calidad diferenciada" llega a la ciudad de la cerámica en la 17 etapa de la Vuelta

La consejera de Educación y Ciencia, María Ángeles García, entregó el Premio de la Montaña, que patrocina el Gobierno regional bajo esta marca, al corredor francés David Moncoutié, del equipo Cofidis.

16/09/2009

(Última actualización: 16/09/2009 14:00)

Imprimir

La consejera de Educación y Ciencia, María Ángeles García, entregó hoy al corredor francés David Moncoutié, del equipo Cofidis, el Premio de la Montaña que patrocina el Gobierno regional bajo la marca “Castilla-La Mancha, Calidad Diferenciada”, al finalizar la 17 etapa de la Vuelta Ciclista a España.

La etapa de hoy ha transcurrido entre Ciudad Real y la Ciudad de la Cerámica, con un total de 175 kilómetros.

La consejera destacó que eventos deportivos con proyección internacional, como es la Vuelta, contribuyan a dar a conocer la gran riqueza de los alimentos de la región, al mismo tiempo que fomentan el interés por el deporte entre los ciudadanos y ciudadanas, un objetivo fundamental para el Gobierno del presidente Barreda.

García recordó que nuestra región es cuna de grandes figuras del ciclismo como Federico Martín Bahamontes, Luis Ocaña, Hermanos Manzaneque, Andrés Oliva, José Luis Viejo, Hermanos Hortelano, o Manolo Sanroma. Actualmente, destacan deportistas de la talla de Óscar Sevilla, de Ossa de Montiel, y David Arroyo, natural de Talavera, aunque este año no corren en la Vuelta, sin olvidar a los corredores de categoría promesas que están haciendo un gran papel en las pruebas que participan.

La consejera subrayó el apoyo del Gobierno regional a esta modalidad deportiva, que cuenta con 272 clubes inscritos y más de 1.400 deportistas con licencia.

Además, se está impulsando la práctica del ciclismo desde edades tempranas a través del Campeonato de Deporte en Edad Escolar y dentro del programa Juegos de la Juventud.

Calidad Diferenciada

Con el patrocinio del Premio de la Montaña, el Gobierno de Castilla-La Mancha pretende contribuir a la promoción de los productos de calidad diferenciada de nuestra región, tanto en el mercado nacional como el internacional, además de preservar y revalorizar el patrimonio y la riqueza agroalimentaria de esta tierra.