Región

Referente nacional, refuerza los derechos y regula los deberes de usuarios y personal sanitario

Barreda anuncia una ley de derechos y deberes de las personas en relación con la salud

En el ámbito de las políticas sociales, eje vertebrador de las decisiones del presidente de Castilla-La Mancha, adelantó la elaboración de una Ley de Servicios Sociales que determinará el sistema de servicios sociales de Castilla-La Mancha. En el apartado educativo anunció un Plan para la reducción del abandono escolar que, con cien medidas, sitúe a la Región en las tasas de titulación de la Unión Europea. Un Plan con el que nacerá la Ley de Educación.

La Comarca

08/09/2009

(Última actualización: 09/09/2009 14:00)

Imprimir

El presidente de Castilla-La Mancha, José María Barreda, dedicó, en su primera intervención en el Debate del Estado de la Región, un espacio relevante a las políticas sociales, sanidad, atención a los mayores y servicios sociales, como seña de identidad del Gobierno que preside. En este contexto anunció la Ley de Derechos y Deberes de las personas en relación con la Salud y la Ley de Servicios Sociales que desarrolla la Renta Básica de Ciudadanía.

Con la Ley de Derechos y Deberes de las Personas en Relación con la Salud, se consolidan y refuerzan los derechos de las personas en la atención sanitaria, tales como el derecho a la información adecuada, a una atención de calidad y segura, con garantía de tiempos máximos de espera, a la libre elección de profesional sanitario y de centro, y a una segunda opinión médica.

Según explicó, esta norma regulará los deberes de las personas en relación con la salud, de ahí que defina la necesidad de que todos cuidemos nuestra salud y del servicio sanitario, tratando con respeto a los profesionales. La ley determina también los derechos de los profesionales sanitarios. Derecho a un trato adecuado, a disponer de medios suficientes para su trabajo, a la seguridad y a recibir el apoyo de las instituciones en las que desarrolla su labor, para que sea eficaz. Se trata de un nuevo impulso para mejorar la atención sanitaria.

Junto a ésta, otra nueva norma anunciada: La Ley de Servicios Sociales que va a definir el Sistema de Servicios Sociales de Castilla-La Mancha, los servicios sociales como un derecho de ciudadanía, no como una prestación graciable, y concretará la cartera de servicios y los sistemas de garantía de calidad para los usuarios de los mismos.

En el marco del Pacto por Castilla-La Mancha, esta Ley va a desarrollar la Renta Básica de Ciudadanía.

José María Barreda destacó que las políticas sociales, además de su interés asistencial, son generadoras de empleo, tal es así que en los últimos años en Castilla-La Mancha se han creado 13.000 empleos directos e indirectos en estas áreas.

Castilla-La Mancha, en políticas sanitarias y sociales está por encima de la media nacional en la mayoría de los parámetros. Así lo ponen de manifiesto la concesión de los Premios Edimsa y Semergen a la gestión en política sanitaria, el premio WITSA a la informática médica y los premios del Ministerio del Interior y de la Real Fundación de Toledo al Hospital de Parapléjicos, entre otros.

Tecnologías en el sector sanitario

Con la intención de liderar la aplicación de Tecnologías de la Información y Comunicaciones en el sector socio-sanitario, el presidente adelantó la puesta en marcha de la historia clínica electrónica, imagen digitalizada y telemedicina.

“En un contexto de dificultades económicas hemos aumentado un 20% el gasto social”, explicó y detalló que se han puesto en marcha 21 centros de salud, 2 centros de especialidades, 20 residencias de mayores, 4 residencias para personas con discapacidad grave, 10 consultorios médicos, 12 centros de día, 24 viviendas tuteladas, 7 centros sociales, 23 ludotecas, 55 Centros de Atención a la Infancia y otros servicios.

En este sentido, explicó que el Ejecutivo ha aumentado un 20% las plazas en residencias y en centros de atención a la infancia. Del mismo modo recordó actuaciones tales como la ayuda para las personas con pensiones más bajas, la financiación de la gratuidad del trasporte interurbano para mayores, el aumento de los servicios sanitarios y la reducción de los tiempos de espera para la atención y la creación de más de 3.000 nuevos puestos de trabajo en el sistema sanitario.

Consciente de las dificultades que conlleva la aplicación de la atención a la dependencia, explicó que ya son más de 20.000 los beneficiarios de la misma. En este marco convocó a la sociedad a articular un programa de desarrollo futuro: el Plan de Salud y Bienestar Social 2011-2020 que va a diseñar el sistema sanitario de Castilla-La Mancha para que sea referente europeo en 2020.

El Plan de Salud y Bienestar Social diseñará el modelo de cuidados que asegure la continuidad de la atención a lo largo de la vida de las personas y a lo largo de los diferentes procesos de enfermedad o discapacidad. Fijará los modelos de participación de las personas, que deben ser protagonistas en la gestión del proceso de atención. Contemplará también los sistemas de mejora continua de la calidad y la forma en que todas las políticas públicas deben contribuir a la salud y el bienestar de las personas.

Para concluir con el apartado sanitario, el presidente explicó que, en coordinación con el Ministerio de Sanidad y Política Social y con todas la Comunidades Autónomas, se ha encargado la compra de vacunas para el virus de la Gripe A para dar cobertura a un elevado porcentaje de la población, de acuerdo con las recomendaciones de la Comisión Nacional de Salud Pública.

Educación base de la igualdad

Para el presidente de Castilla-La Mancha, la educación y la formación desempeñan un papel central en las políticas de superación de la crisis. De ahí que en su intervención reiterara el compromiso de destinar a educación una dotación económica no inferior al 6% del PIB regional antes de que finalice la Legislatura. Desde el inicio de la misma se ha incrementado el presupuesto destinado a educación, un 19,14% (343 millones de euros más).

Una de las primeras actuaciones que se llevarán a cabo en este ámbito será la aprobación de un Plan para la reducción del abandono escolar que, con cien medidas, sitúe a la Región en las tasas de titulación de la Unión Europea. Un Plan con el que nacerá la Ley de Educación.

El jefe del Ejecutivo autonómico indicó que en este curso se aprobará además el Plan de Plurilingüismo, el Programa Escuela 2.0, y se facilitará a todo el alumnado de quinto curso de educación primaria un ordenador personal. Una actuación que se acompañará de la adquisición de más de 800 nuevas pizarras digitales y de los oportunos programas de formación del profesorado con una inversión de más de 10 millones de euros.

Según relató, en este curso entran en funcionamiento 21 nuevos centros y 65 ampliaciones. Serán 400 nuevas unidades, con una inversión total de 121,5 millones de euros. Y durante el curso se construirán otros 21 centros nuevos y 73 ampliaciones. Es decir, 416 unidades más, con una inversión de 152,7 millones de euros.

En relación a la Universidad y la Investigación, el presidente Barreda explicó que once serán las nuevas titulaciones que, adaptadas al proceso de Bolonia, empezarán este curso. La UCLM ha proseguido el trabajo que permitirá iniciar el próximo curso los grados de Farmacia en Albacete, Medicina en Ciudad Real, Periodismo en Cuenca, Arquitectura en Toledo y Enfermería en Talavera de la Reina.

En este sentido, indicó que en Guadalajara el proyecto de urbanización del campus está listo para ser licitado y está en su fase final la redacción de proyecto constructivo. La oferta formativa adicional en Guadalajara será Traducción e Interpretación, Comunicación Audiovisual, una ingeniería por determinar por la Universidad y Odontología. Además, en el Parque Científico de Guadalajara, se va a impulsar un nuevo Centro de Investigación Aeroespacial.

El presidente Barreda explicó que se han constituido las fundaciones para la construcción del Centro Europeo del Asfalto en Valdepeñas y Ciudad Real, y el del Metal en Tomelloso, y se ha convenido con el CSIC la creación de un Centro de Investigación de la Atmósfera y el Clima que, con el Centro de Investigaciones del Fuego y el Instituto Meteorológico en Toledo, constituirán la apuesta de Castilla-La Mancha desde el conocimiento en la prevención del cambio climático.

Deporte

El deporte no es una asignatura olvidada por el presidente que se propone extender el programa ‘Juego limpio’ a la Educación primaria, seguir desarrollando y mejorando el Servicio de atención a los deportistas que han finalizado su carrera deportiva y, una vez ejecutado el 65% de las obras e inversiones del actual Plan de Instalaciones, comenzarán los trabajos del nuevo Plan de Instalaciones Deportivas 2011-2015.

Cultura, turismo y artesanía

La cultura, el turismo y la artesanía son también fundamentales para el medio rural y para el conjunto de la Región, dijo el presidente Barreda en su intervención, al tiempo que destacó la gran importancia económica y cultural del turismo que tiene registrados en la Seguridad Social a más de 40.500 personas.

Según explicó, en los dos últimos años se han realizado 2.000 contrataciones derivadas de la conservación del patrimonio histórico y arqueológico.

En relación a la lectura, dijo que se ha ayudado a financiar 864 contrataciones en las bibliotecas públicas y destacó la red de 542 bibliotecas y 8 bibliobuses que atienden casi al 100% de la población.

Por lo que respecta a la construcción, mejora y equipamiento de casas de cultura, el Gobierno de Castilla-La Mancha ha financiado 159. De cara al futuro más inmediato el presidente avanzó el trabajo junto al Ayuntamiento de Cuenca para intentar conseguir la designación como capital europea de la cultura 2016, así como en Toledo la celebración en 2014 del Año Greco.