El alcalde de Puertollano recibió a dos de los cuatro deportistas locales que terminaron el maratón Des Sables

J. Carlos Sanz

14/04/2009

(Última actualización: 14/04/2009 14:00)

Imprimir

Con las huellas del sufrimiento marcadas aún en el rostro, dos de los cuatro integrantes del club Corricollano que terminaron con éxito su participación en el Maratón Des Sables, fueron recibidos institucionalmente por el alcalde de Puertollano quien felicitó a Julio Gómez y compañía por haber sido capaces de terminar la prueba deportiva más dura del mundo. Es más, Hermoso Murillo, destacó la excelente posición de los cuatro puertollanenses, el primer equipo español y el sexto en la clasificación final, así como la meritoria décima plaza de Julio Gómez.

“Además de grandes deportistas son magníficas personas” añadía el regidor puertollanense quien alabó la connotación solidaria de los atletas, los cuales llevaron un estandarte de la Asociación “Santa Águeda” para sensibilizar sobre una problemática como es el cáncer de mama.

Le tocó el turno a Julio Gómez, cuyos ojos enrevesados delataban la emoción que embargaba a este deportista. Agradeció el apoyo recibido en todo momento por la ciudadanía puertollanense en forma de mails e hizo ofrecimiento al alcalde de un cofre que contenía arena del Sáhara, concretamente la que el propio Gómez recogió en el kilómetro 60 de la etapa reina del maratón Des Sables y cuyo recorrido se extendía hasta los escalofriantes 91 kilómetros.

Acompañaba a Gómez Ricardo Mateo quien puso de relieve la impronta que el deporte popular posee en la localidad. Y como paradigma de este espíritu deportista, Mateo hizo referencia a la participación de Corricollano en una prueba tan dura como el maratón Des Sables; “cuatro personas normales y corrientes que hemos participado en algo que no me atrevo ni a calificarlo” aportaba en tono meditabundo Mateo. Una muestra palpable de que lo que estos cuatro puertollanenses vivieron en el desierto ni ellos mismos pueden expresarlo. “Hemos corrido con el corazón” desveló durante su intervención Gómez; es ahí donde estos cuatro héroes encontraron el combustible necesario para aguantar tanto sufrimiento.