En el Instituto de la Vid y del Vino de Castilla-La Mancha

UN TOTAL DE 262 VINOS SON VALORADOS EN LA PRIMERA CATA PARA LOS PREMIOS "GRAN SELECCIÓN"

Consejería de Agricultura

05/05/2005

(Última actualización: 24/08/2008 12:00)

Imprimir

El director del Instituto de la Vid y del Vino de Castilla-La Mancha (IVICAM), Alipio Lara, ha presidido hoy la cata de preselección de los vinos participantes en la edición de este año de los Premios "Gran Selección 2005", que se ha desarrollado en la sede del IVICAM en Tomelloso (Ciudad Real).

Este año han participado en la cata un total de 262 muestras de vino repartidas en las siguientes categorías: 51 en la modalidad de vinos blancos, 31 en tintos, 54 en tintos jóvenes, 25 en tintos de menos de dos años, 54 en tintos de más de dos años, 31 en tintos de más de tres años, 11 en tintos de más de cinco años y 5 en espumosos. Como novedad, a esta edición se han presentado 15 vinos ecológicos repartidos entre las categorías anteriores.

En todas las categorías se concederán un primer premio y dos accésit, excepto en espumosos, donde se dará un primer premio al mejor vino. Además, se premiará con un accésit el mejor vino elaborado con uvas de cultivo ecológico.

El comité de cata ha estado compuesto por 30 catadores representantes de medios de comunicación, revistas y tiendas especializadas, Denominaciones de Origen y Club de Vinos, así como por someliers, restauradores, hosteleros y técnicos cualificados.

La cata final de selección de los vinos se celebrará el próximo 18 de mayo, tras la cual quedarán definidos los vinos ganadores, uno por modalidad, y los galardonados con accésit (dos por modalidad y uno al mejor vino ecológico).

Con los premios Gran Selección, la Consejería de Agricultura pretende dar a conocer y promocionar la excelente calidad de algunos de los productos más emblemáticos de nuestra tierra, así como impulsar su comercialización. Asimismo, se quiere premiar y reconocer al sector agroalimentario castellano-manchego por su esfuerzo para elaborar productos de calidad, competitivos y adecuados a las demandas de los consumidores.

Este concurso se inició en 1990 en la modalidad de vinos y, paulatinamente, se fue incrementando con nuevas incorporaciones: en 1993 el queso manchego; en 1994 el aceite de oliva virgen; en 1998 la miel; en 2003 el azafrán; y en 2005, como novedad, el vino y el aceite ecológicos.