InicioProvinciaDaimielDaimiel congela todos los impuestos, tasas y precios públicos en las ordenanzas...

Tras el visto bueno del Pleno

Daimiel congela todos los impuestos, tasas y precios públicos en las ordenanzas fiscales de 2023

El Ayuntamiento de Daimiel aprobó este lunes por la noche la propuesta de ordenanzas fiscales que aplicará a partir del próximo 1 de enero de 2023. Fue en el pleno ordinario de noviembre donde el equipo de Gobierno expresó un compromiso de “cero subidas” pese al contexto inflacionista, como defendió el concejal de Hacienda, Jesús David Sánchez de Pablo.

“Apostamos por una congelación de la totalidad de impuestos, tasas y precios públicos, en un contexto altamente inflacionista, exonerando del pago para el inicio de nuevas actividades económicas a los autónomos y microempresas y manteniendo las numerosas bonificaciones sociales que tienen un importante alcance y que demuestran el marcado carácter social de las ordenanzas fiscales del Ayuntamiento de Daimiel”, sintetizó el portavoz popular.

Se trata de una medida que obligará al grupo municipal que encabeza Leopoldo Sierra a realizar un “importante esfuerzo para cuadrar las cuentas, al no aumentar los ingresos a través de impuestos y sí hacerlo los gastos de forma considerable por la inflación”, como remarcó el edil. Simultáneamente, el consistorio daimieleño garantizará la prestación de todos los servicios públicos, incluidos los servicios sociales “aun siendo competencia impropia”. Además, se conservará por tercer año consecutivo la exención de la tasa de apertura para los autónomos y microempresas, quienes también se beneficiarán de una bonificación del 25% en la tasa de basura.

La administración daimieleña incrementa en 5 puntos la bonificación ya existente en el ICIO relacionada con la creación de puestos de trabajo estables cuando se centre en jóvenes desempleados o cuando el hecho imponible sea la construcción de un parque foltovotaico que reduzca la emisión de CO2.

Los populares se comprometieron a estudiar la actualización del precio público por utilización del Pabellón Ferial, a raíz de una propuesta socialista.

El portavoz Sánchez de Pablo remarcó la congelación de la tasa del agua en la última década, periodo en el que la inflación acumulada se ha incrementado en un 21%, ahorro del que se han beneficiado todos los daimieleños, frente a la práctica habitual de los ayuntamientos de repercutir año a año, la subida de la inflación al recibo del agua. De igual modo, se congela la tasa de basura y no se repercute la subida que se aplica al Ayuntamiento por parte del consorcio RSU.

Por su parte, cuando los particulares realicen instalaciones fotovoltaicas que no estén afectos a actividades económicas, no pagarán licencia de actividad.

Galo Sánchez-Bermejo (IU) sostuvo que “los que más ganen, más paguen” con relación al ICIO y al IAE. Ante la petición de IU de subirle la tasa de actividad a los parques fotovoltaicos, los populares mostraron su disconformidad y consideraron que es mejor establecer estímulos fiscales para que las empresas apuesten por las placas fotovoltaicas y así favorecer la reducción de la emisión de CO2 y se comprometieron a modular en un futuro más incentivos en esa línea.

Un asunto en el que desde el PSOE, Miguel Antonio Rodríguez, que ejerció como portavoz, se mostró también partidario de “proteger a las pequeñas empresas y pequeñas economías” pero reconoció que “siempre es necesaria una reducción de gravámenes puesto que tiene que haber algún tipo de incentivo para atraer economía”.

En el IBI se contempla una modificación en la bonificación a familias numerosas con el objeto de beneficiar a mayor número fijándose en aquellas cuyo inmueble no supere un valor catastral de 80.000 euros y los ingresos de la unidad familiar no superen 6 veces el IPREM. En ese rango se establece un 25% de bonificación en el IBI si son de carácter general y un 50% si son de carácter especial.

Además, en 2023 las entidades financieras deberán pagar 1.500 euros por cada cajero que esté situado en la calle, incrementándose con respecto a la tasa actual.

Con respecto a la Plusvalía, el IIVTNU, el equipo de Gobierno incorpora una reducción en el tipo de gravamen cuando el plazo de generación de valor sea superior a 20 años (caso habitual en herencias) pasando de un 20% a un 15%, mientras apunta a una futura modificación para compensar el posible incremento del impuesto que plantea el gobierno de España.

En el debate, los populares recordaron que la situación del consistorio daimieleño se agrava aún más por la prestación de “competencias impropias” procedentes, sobre todo, de los servicios sociales y afearon que el gobierno central y el regional “recauden más que nunca” por efecto de la inflación y ese hecho no revierta en el bolsillo del ciudadano.

El alcalde, Leopoldo Sierra, insistió en el mensaje trasladado por su portavoz recalcando que, pese a la inflación interanual de un 10,6% en Castilla-La Mancha, el Ayuntamiento de Daimiel congela los precios públicos de las actividades sociales, culturales, deportivas y de infancia, entre otras, sin aplicar ningún tipo de subida relacionada con otros índices, y también las bonificaciones asociadas a éstas.

Del mismo modo remarcó que el Ayuntamiento favorece a las empresas porque son ellas las que generan muchos puestos de trabajo.

Expediente de modificación de créditos

También se aprobaron dos modificaciones de crédito. Una derivada de la subida del 1,5% del salario de los empleados públicos con carácter retroactivo de 1 de enero de 2022, por un importe de 125.000 euros, en la que se alcanzó la unanimidad, y la otra destinada a dotar de crédito aquellas partidas que presentan una reducida disponibilidad (principalmente por la inflación) para garantizar la prestación de todos los servicios públicos hasta final de ejercicio, por un importe conjunto de 235.000 euros. En este último caso, tanto IU como PSOE se abstuvieron por corresponder a unos presupuestos que atienden a la línea de acción marcada por el equipo de Gobierno.

Modificación RPT

El concejal de Personal, Román Ortega, presentó una propuesta de modificación de la Relación de Puestos de Trabajo (RPT) relacionada con la Ley 20/2021 de Estabilización del Empleo Público, que ha posibilitado aprobar una OPE extraordinaria de estabilización de aquellas plazas que estaban ocupadas de manera ininterrumpida desde al menos tres años antes del 31-12-2020 por personal que no derivaba de una OPE.

Con esta iniciativa, consensuada con organizaciones sindicales y aprobada por unanimidad de los grupos municipales, el Ayuntamiento va a estabilizar 6 plazas de funcionarios y 101 de laborales y, por primera vez, van a estar incorporados en la RPT del Ayuntamiento con sus respectivas fichas de funciones. El siguiente paso será aprobar las convocatorias de las 107 plazas, explicó.

El pleno se inició con la lectura de la concejal de Infancia, Cruces Sánchez de Pablo, de la Declaración conjunta suscrita con los ayuntamientos adscritos a la RIA (Red de Infancia y Adolescencia) con motivo de la próxima celebración del Día de la Infancia.

Después de dos horas y media de sesión se finalizó el pleno una vez atendido un ruego socialista y ocho preguntas planteadas por los ediles, además de las cuestiones ciudadanas, pendientes de la sesión anterior.

Artículos Relacionados

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

MÁS LEIDO