La UCLM y CIRCE promoverán la investigación, el desarrollo tecnológico, la innovación y transformación digital

En virtud del convenio marco firmado entre ambas partes
 

El rector de la Universidad de Castilla-La Mancha (UCLM), Julián Garde, y el director general de CIRCE -Centro Tecnológico-, Andrés Llombart, han firmado un convenio marco de colaboración, mediante el cual ambas instituciones colaborarán en actividades dentro del ámbito de la investigación y desarrollo tecnológico; innovación y transformación digital; desarrollo industrial y empresarial; formación, orientación académica y laboral; ámbitos culturales y académicos; actividades deportivas y lúdicas; prácticas; y fondos bibliográficos. La primera actuación ha sido la elaboración de una tesis doctoral.

El presente convenio está orientado al Instituto de Investigación en Energías Renovables (IER), un centro tecnológico especializado en la investigación aplicada, el desarrollo y fomento de las energías renovables, que cuenta con un equipo de profesionales de alta cualificación técnica y dispone de infraestructuras tecnológicas de última generación, puestas a disposición de proyectos, tanto de financiación pública y privada, en los ámbitos nacional e internacional.

La tesis doctoral de Natalia Lapuente Gracia, investigadora de CIRCE, ha marcado el inicio de las actividades dentro del nuevo convenio. Su estudio se enfoca en la creación de series sintéticas de datos para establecer diversos escenarios operativos en la red de transporte.

Este trabajo, enmarcado en el Programa de Doctorado en Ciencias y Tecnologías Aplicadas a la Ingeniería Industrial de la UCLM, está dirigido por los doctores Andrés Llombart Estopiñán y Emilio Gómez Lázaro, director del IER, y se engloba dentro de la problemática del vertido de energía (Curtailment), que se define como “energía no inyectada a la red para preservar la operación segura del sistema”.  

La investigación tiene una relación directa con la definición del Plan Nacional Integrado de Energía y Clima (PNIEC), cuya actualización se espera sea aprobada este año 2024. A este respecto, como señalan, “es importante establecer escenarios de referencia para determinar la capacidad de acceso disponible y la operación del sistema, teniendo en cuenta también el ritmo previsto a corto plazo de desarrollo renovable, el crecimiento de la demanda y la disponibilidad de infraestructuras”. 

La Universidad de Castilla-La Mancha tiene entre sus objetivos la creación, desarrollo, transmisión y crítica de la ciencia, de la técnica y de la cultura, así como el apoyo científico y técnico al desarrollo cultural, social y económico, poniendo al servicio de la comunidad toda su capacidad divulgativa y científica.

CIRCE es un centro tecnológico fundado en 1993, con base en Zaragoza, que busca aportar soluciones innovadoras para el desarrollo sostenible.  Para ello, cuentan con un equipo multidisciplinar de casi 300 personas, altamente cualificado, que trabajan para mejorar la competitividad de las empresas mediante la generación de transferencia de tecnología a través de actividades de I+D+i y formación orientadas a mercado dentro del ámbito de la sostenibilidad y eficacia de los recursos, las redes energéticas y las energías renovables.

El presente convenio tendrá una vigencia de cuatro años prorrogables si así lo estiman las partes firmantes.

Comentarios