Gómez destaca la "apuesta por la sostenibilidad" del Gobierno de García-Page con "más de 600 millones de euros este año"

Ha participado en un nuevo ‘Desayuno Progresista’, organizado por el PSOE de Castilla-La Mancha
La consejera de Desarrollo Sostenible, Mercedes Gómez
La consejera de Desarrollo Sostenible, Mercedes Gómez

La consejera de Desarrollo Sostenible, Mercedes Gómez, ha destacado hoy el compromiso del Gobierno de Castilla-La Mancha con la situación actual de emergencia del cambio climático en nuestra comunidad autónoma y ha subrayado que, para ello, haya dispuesto 602,6 millones de euros en el presupuesto de 2024 para avanzar hacia el desarrollo sostenible.

“Más de 600 millones de euros este año, pero ya más de 2.000 desde 2019 para, tanto en materia de agua como en materia de energía como también en la protección de nuestros espacios naturales, podamos actuar para mitigar esos efectos”, ha apuntado Gómez, que ha participado en un nuevo ‘Desayuno Progresista’, organizado por el PSOE de Castilla-La Mancha.

Ha señalado que “el agua es uno de esos elementos trascendentales y fundamentales por los que esta comunidad autónoma tiene que trabajar y defender nuestros intereses”, para lo que, ha expuesto, “estamos, como saben, teniendo encima de la mesa tanto legislación normativa que nos permita contar con instrumentos financieros para poder acometer las infraestructuras hidráulicas necesarias”, como también “peleando con las confederaciones hidrográficas, nada más y nada menos que siete, los intereses generales de todos los ciudadanos, empresas y usuarios de nuestra comunidad autónoma”.

Precisamente, hablando de política hidráulica en nuestra comunidad autónoma y siendo las competencias novedosas de esta Consejería de Desarrollo Sostenible, la consejera ha apuntado que uno de los hitos más importantes en estos momentos es la modificación de las reglas de explotación del trasvase Tajo-Segura.

“Estamos en el momento idóneo para poderlo llevar a efecto, una vez que, además, ya hemos modificado parte de esas reglas de explotación. Pero resulta todavía necesario, imprescindible acometer más modificaciones que hagan posible también los caudales ecológicos para tener un río Tajo vivo”, ha aseverado.

Del mismo modo, sobre la emergencia climática en la que se encuentra el mundo, pero sobre todo referido fundamentalmente a Castilla-La Mancha, ha recordado que desde el Ejecutivo autonómico se está trabajando en una nueva ley de cambio climático “que nos permita tener aquellas medidas necesarias que tenemos que abordar de forma transversal para todo el Gobierno, para toda la ciudadanía y que podamos poner encima de la mesa instrumentos que garanticen que podemos cambiar la situación actual”, ha concluido.