La Junta defiende que la gestión sostenible del agua en Castilla-La Mancha pasa por "un firme compromiso para cambiar las reglas del trasvase"

En Madrid, durante la participación de Castilla-La Mancha en el Consejo Nacional del Agua
La consejera de Desarrollo Sostenible, Mercedes Gómez, ha destacado que “Castilla-La Mancha se va a mantener firme en su posición respecto a la defensa de un uso sostenible del agua en la región y eso implica el que se modifiquen de manera urgente las actuales reglas de explotación del trasvase Tajo-Segura”.

Así lo ha afirmado este jueves de forma previa a su participación en el Consejo Nacional del Agua que ha presidido la vicepresidenta tercera del Gobierno de España y ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, Teresa Ribera, y en la que Gómez ha representado al Gobierno regional acompañada de Mercedes Echegaray, directora gerente de la Agencia del Agua de Castilla-La Mancha.

En este contexto, ha señalado que “nuestra Comunidad ha entregado en tiempo y forma los informes técnicos que nos solicitaron desde el Ministerio con unas propuestas argumentadas, con una sólida base técnica y científica, que buscan unos objetivos que son de sobra conocidos, el garantizar un régimen natural para el río Tajo asegurando las demandas de agua de la cuenca cedente sin restricciones para que no se mine su capacidad de regeneración como sucede en la actualidad”.

Para alcanzarlos, Gómez ha subrayado que independientemente de excepcionalidades como las vividas con las lluvias de esta Semana Santa, “se deben aprobar unas reglas flexibles y adecuadas a la realidad climática que tienen que tener en cuenta la situación ambiental desde la cabecera y a lo largo del cauce del río”.

Y ha finalizado al respecto indicando que, desde el Ejecutivo autonómico siempre “vamos a defender que el agua es tan necesario para el desarrollo socioeconómico de nuestro territorio como para el resto de regiones que nos la reclaman, pero con una diferencia, siendo un bien escaso, e insuficiente, tal y como volvió a destacar ayer nuestro presidente García-Page, en Castilla-La Mancha no hay ni mar, ni desalinizadoras que puedan permitir el acceso a tan preciado elemento, unos recursos de los que sí disponen las comunidades que abogan por el mantenimiento de las actuales reglas de explotación que esquilma el río Tajo”.

Consejo Nacional del Agua celebrado en Madrid

La titular de Desarrollo Sostenible también ha explicado que Castilla-La Mancha ha puesto en valor en el Consejo Nacional del Agua que se ha celebrado en Madrid la gestión sostenible del agua que se lleva a cabo desde el Ejecutivo del presidente García-Page.

Durante el mismo, según ha informado, el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico ha decidido incluir “las aportaciones de la Agencia del Agua de Castilla-La Mancha en el nuevo Reglamento de Reutilización del Agua que recogen la necesidad de separar y delimitar las actividades de depuración y de regeneración, contribuyendo así a la mejora de este texto normativo”.

En el Consejo también se han abordado las modificaciones normativas en los sistemas electrónicos del control de los volúmenes de agua, tanto consumidos como vertidos.  En este sentido, el Ejecutivo autonómico “ha apoyado la iniciativa que conlleva esta nueva regulación porque consideramos que el control es consustancial con la gestión; y sin control no puede producirse una gestión sostenible del agua”, ha dicho la consejera.

Gómez ha añadido que “hemos apoyado y valorado positivamente las diferentes medidas que se puedan adoptar y vayan encaminadas a la agilización de las autorizaciones que tienen que dar las confederaciones”.

Y ha concluido valorando “muy positivamente” la creación del que será el futuro ‘Observatorio de la Gestión del Agua en España’ y el ‘Sello de Gestión Transparente del Agua’ para establecer los estándares de calidad premiando y reconociendo la gestión hídrica.

Comentarios