La empresa pública GEACAM apuesta por la estabilidad laboral "durante todo el año" en prevención y extinción de incendios forestales

“Como ya se ha puesto de manifiesto en numerosas ocasiones, se han hecho, se están haciendo y, si es necesario, se harán contrataciones si son necesarias", ha dicho Miguel Peña, gerente
La empresa pública de Gestión Ambiental de Castilla-La Mancha (GEACAM) apuesta por la estabilidad laboral durante los doces meses del año, en especial, para el personal adscrito a la Unidad de Prevención y Extinción de Incendios Forestales (INFOCAM) de Castilla-La Mancha.

En respuesta a las demandas por parte de diferentes secciones sindicales de la empresa pública, el gerente de GEACAM, Miguel Peña, ha querido dejar claro que la empresa “en todo momento ha abogado por la estabilidad laboral, tal y como demuestran los contratos laborales a doce meses que se realizan para el dispositivo del Plan INFOCAM”.

En este sentido, ha dicho que, “la activación de los recursos, y las contrataciones que derivan de esa orden de activación, se basan en criterios técnicos, y bajo los criterios de eficiencia y eficacia en la gestión de lo público”.

Además, ha reseñado que en Castilla-La Mancha se cuenta con una herramienta de trabajo “eficaz y muy valiosa, que es nuestro Índice de Propagación Potencial de Incendios Forestales”, un indicador que pondera distintas variables como temperatura, viento, estado de la vegetación o humedad relativa, y que “nos marca las circunstancias y días más complejos en lo que se refiere a incendios forestales y en eso se basan también nuestras contrataciones”.

“Como ya se ha puesto de manifiesto en numerosas ocasiones se han hecho, se están haciendo y, si es necesario, se harán contrataciones si estas son necesarias y el IPP así lo justifica”, ha indicado, reiterando que, “como empresa pública, daremos cumplimiento de la mejor forma a las necesidades que en cada momento, nos indique la administración regional. La activación actual corresponde a una foto fija con las condiciones actuales y la previsión actual, pero el dispositivo está vivo, y se va adecuando a las necesidades y a las condiciones que nos vaya diciendo el índice Potencial de Incendios Forestales”, ha informado Peña.

La activación de los medios “responde al riesgo y a unos criterios determinados por personal técnico reconocido a nivel nacional garantizando en todo momento tanto la operatividad del dispositivo como la protección del medio natural y la seguridad de la población, siempre bajo las directrices que establece la dirección de INFOCAM en la Consejería de Desarrollo Sostenible”, ha explicado.

Por ejemplo, debido al elevado riesgo de incendios forestales, en 2023 cerca del 50% del personal se activó en extinción entre los meses de abril y mayo. “La operatividad, la eficiencia y la eficacia en la respuesta debe ser un axioma esencial de una empresa pública para garantizar el uso debido de los recursos públicos”, ha destacado el gerente de la empresa pública.

No obstante, ha recordado que “en prevención y extinción de incendios forestales se trabaja los 365 días del año por lo que no hay que olvidar que contamos con trabajadores y trabajadoras que formar parte del dispositivo durante doce meses”. De este modo, los bomberos y bomberas forestales de GEACAM realizan labores de prevención de incendios forestales durante la época de riesgo bajo y medio de incendio forestal. Unos trabajos de gestión forestal sostenible que permiten aumentar la resistencia de los bosques ante los incendios forestales. “La prevención debe ser la prioridad y la extinción la gestión de la emergencia”, ha concluido al respecto.

Más de 2.000 bomberos forestales

Durante el periodo de alto riesgo, GEACAM cuenta con cerca de 2.000 personas reconocidas con la categoría de bombero forestal, una cifra que ha permanecido estable en los últimos 5 años. De ellas, más de 1.700 personas realizan, en función del riesgo, tanto labores de prevención incendios forestales y trabajos selvícolas como labores de extinción. El resto corresponden a vacantes a cubrir por motivos como jubilaciones, bajas, excedencias, permisos, algo que “todo dispositivo tiene que tener y para lo que existen unas bolsas de empleo”.

De este modo, este año 2024, GEACAM ha dispuesto cerca de 180 plazas vacantes y la necesidad de cubrir otros 200 puestos de trabajo debido a diversas causas como bajas, excedencias, permisos o similares, y “todas ellas ya han sido cubiertas para este verano”.

“La incorporación de estas plazas a la estructura indefinida de la empresa requiere del cumplimiento escrupuloso de la legislación que rige a las empresas públicas, una normativa que depende de los Presupuestos Generales del Estado”, ha sentenciado Peña, subrayando su disponibilidad “como no puede ser de otra forma para atender y aclarar las necesidades que puedan tener los trabajadores y trabajadoras de la empresa y sus representantes sindicales”.

Comentarios